Sucesos

De esta manera es cómo exnovio de María Luisa Cedeño la recuerda

Bernal González Gutiérrez es doctor ortopedista y recuerda con mucho cariño a su expareja

Escuchar este artículo

Bernal González Gutiérrez, expareja de la doctora María Luisa Cedeño Quesada, la describió como una mujer independiente, profesional, aficionada a los viajes y al fútbol.

González es un doctor ortopedista y detalló que la relación que ellos mantuvieron fue en el 2019 y la terminaron en febrero del 2020; sin embargo, luego la continuaron de manera esporádica, incluso el fin de semana antes de ser hallada sin vida, la anestesióloga estuvo en el apartamento de él.

Además, el domingo 19 de julio del 2020 en la tarde, Cedeño le envió a González unos selfis y le contó que estaba en la playa.

Ellos tenían 20 años de conocerse pues fueron compañeros de la universidad, colegas en el hospital San Juan de Dios e incluso hasta habían coincido en sala de operaciones.

“Era brillante, inteligente, divertida, trabajadora, preocupada por sus amigos, sus pacientes y sus familiares”, así describió González a su expareja.

A María Luisa también le gustaba hacer triatlón e iba al gimnasio.

Mencionó que la doctora era independiente, contaba con un buen salario debido a su profesión y esto le permitía viajar tanto fuera como dentro de Costa Rica.

“Lo hacía donde quisiera, no tenía restricciones, iba a África, Europa y Sudamérica”, contó González.

También era aficionada al fútbol e iba, cuando podía, a ver los partidos de la Champions.

Mencionó que no dependía de nadie para pasear, ella planeaba y si algún hermano o allegado se le unía, iba con ella, sino se iba sola.

Ellos, cuando fueron pareja, estuvieron de viaje por Aruba.

Fue una relación bonita, agradable”, describió el médico.

Sostuvo que tomaba licor, pero jamás tres días seguidos.

“Generalmente tomaba el fin de semana, le gustaba tomar vino, a lo mucho dos o tres copas. Nunca la vi borracha”, afirmó.

También señaló que nunca la vio consumiendo drogas.

Afirmó que la doctora Cedeño siempre se preocupaba por sus pacientes. Un día antes de las operacione, los llamaba y se presentaba como la doctora anestesióloga, les daba indicaciones e incluso, luego de las cirugías, los buscaba para ver cómo seguían con la recuperación.

Se escuchó su voz

La voz de la doctora María Luisa Cedeño Quesada se escuchó por primera vez en la sala 4 del Tribunal Penal de Goicoechea, donde se lleva el juicio por su atroz muerte.

El audio que pusieron fue uno de los últimos que le envió a su amiga Essme Vargas Fallas, en la que le contaba sobre su estadía en el hotel La Mansión Inn, en Manuel Antonio de Quepos. Ella le decía que estaba feliz.

Essme recordó que María Luisa viajó sola con su perrita Mafalda ‘Maffi’, debido a que quería mejorar el ánimo.

“Mita, vieras qué bueno es este hotel, solo hay como dos huéspedes, entonces Mafalda (la mascota de la doctora) es como la reina del lugar y además me tratan demasiado bien”, expresó la médica.

Essme, junto a su esposo, tenían un paseo a Santa Teresa de Cóbano; sin embargo, María Luisa no podía ir con ellos debido a que ya se había comprometido para una cirugía el lunes 20 de julio del 2020.

Debido a esta situación, Essme y María Luisa habían buscado un hotel que aceptara mascotas para que ella fuera a pasear, fue así como encontraron en una aplicación La Mansión Inn.

En el mismo audio, le dijo a su amiga que cuando llegó le ofrecieron un todo incluido y ella lo aceptó.

“Me traen todo, le traen agüita a Mafalda, me traen fresas, piñita, no tienes idea la chineación aquí, me ha encantado, estoy superchineada, estoy hablando con el bartender, con el asistente del dueño, el dueño es holandés, entonces todo es superchiva”, manifestó en su audio.

Al final dijo que el lugar sí estaba descuidado, porque tenía la mitad del personal (inicios de la pandemia), pero señala que era lo que necesitaba.

La médica Cedeño en ningún momento dijo que se sentía preocupada de estar en ese hotel.

Fiel compañera

María Luisa Cedeño Quesada tuvo una fiel compañera con la que incluso dormía, se trataba de su perrita Mafalda, le decía de cariño ‘Maffi’.

Era una perrita salchicha peluda, que la médica adoptó luego de que una amiga de ella de San Carlos, Alajuela, se la diera.

Incluso Mafalda fue hallada con vida en la habitación 3 del hotel La Mansión Inn donde dejaron sin vida a María Luisa Cedeño. Los agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) dijeron en un principio que la encontraron muy asustada el día que llegaron.

El nombre de Mafalda fue mencionado en varias ocasiones este jueves en la sala 4 del Tribunal Penal de Goicoechea, en el juicio que se lleva por el homicidio de Cedeño.

La perrita fue recordada por el exnovio de la doctora y sus amigas Essme Vargas y Marlen Vega, también médicas. Los tres señalaron que la perrita era muy querida por María Luisa Cedeño.

“Una perrita pequeña, muy tímida, no era brava, mansa, y se escondía (de las personas). No se dejaba que la tocaran.

“La amaba a la perrita”, recordó Essme en el juicio.

Por su parte, Marlen dijo que María Luisa se pasaba tomando fotos con Maffi.

Además sostuvo que la perrita siempre pasaba a la par de ella.

“Bastante a pegada a Lu (así le decía de cariño a María Luisa), siempre estaba a la par de ella, era chineadísima (la perrita)”, expresó Marlen.

En el último paseo de María Luisa ella le envió a sus amigas fotos y videos con su perrita, que estuvo a su lado hasta el día de su muerte.

“En sus tiempos de soledad Maffi la acompañaba”, dijo Marlen.

La doctora Cedeño fue hallada sin vida en el hotel La Mansión Inn en Manuel Antonio Quepos, acusan a tres hombres por su violenta muerte, el empresario holandés de apellido Bodaan, un bailarín nicaragüense de apellidos Herrera Martínez y un tico de apellidos Miranda Izquierdo.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.