Alejandra Portuguez Morales.9 julio, 2020

El OIJ detuvo a seis muchachos sospechosos de robos y venta de drogas en San Carlos, Alajuela.

Cuatro de ellos fueron identificados con los apellidos Ramírez, Flores, Carmona y Marín, todos de entre los 20 y 25 años; los otros dos son menores de edad.

Los seis eran buscados por un aumento de robos en instituciones estatales en las últimas semanas, en las que se desaparecían las pantallas, los ventiladores, los radios de comunicación, entre otros artículos.

Las características de los sospechosos que cometían el ataque coincidían con este grupo de muchachos.

Cuatro de ellos fueron identificados con los apellidos Ramírez, Flores, Carmona y Marín, todos de entre los 20 y 25 años; los otros dos son menores de edad. Foto: OIJ
Cuatro de ellos fueron identificados con los apellidos Ramírez, Flores, Carmona y Marín, todos de entre los 20 y 25 años; los otros dos son menores de edad. Foto: OIJ

Además los vinculan con la venta de drogas en la zona, por lo que a los vecinos les preocupaban las personas que llegaban hasta la vivienda para consumir y los problemas que se podían generar.

A ellos los agarraron luego de que les allanaran la casa en la que vivían, en El Imas en Ciudad Quesada; dentro de la vivienda les decomisaron varias dosis de crack y marihuana, así como ₡65 mil en efectivo en billetes de baja denominación, al parecer, producto de las ventas de droga.

También encontraron varios electrodomésticos que, al parecer, coinciden con las denuncias por robos, así como la ropa que en apariencia usaban para los ataques.

En la casa de los muchachos les decomisaron billetes, drogas y ropa que usaban en los robos. Foto: OIJ
En la casa de los muchachos les decomisaron billetes, drogas y ropa que usaban en los robos. Foto: OIJ