Alejandra Portuguez Morales, Adrían Galeano Calvo.21 agosto
La mujer de apellidos Gómez Espinoza, de 24 años, cayó en las peores fachas posibles. Foto: OIJ
La mujer de apellidos Gómez Espinoza, de 24 años, cayó en las peores fachas posibles. Foto: OIJ

La Reina del sur tica pasará los próximos tres meses encerrada en una cárcel cumpliendo prisión preventiva.

Así lo decidió el Juzgado Penal de San José, el cual aceptó la solicitud que la Fiscalía contra Narcotráfico presentó la tarde de este miércoles en contra de Cristel Gómez Espinoza, de 24 años.

La audiencia de solicitud de medidas cautelares en contra de la Reina del sur se inició desde buena mañana; sin embargo, se extendió más de la cuenta debido a un problema de salud que presentó la joven.

Por solicitud de la defensa de Gómez y orden del Juzgado Penal, la sospechosa fue llevada de emergencia hasta el hospital Calderón Guardia.

“Con prioridad, el médico forense atendió a la imputada cuando se encontraba en celdas y determinó que debía ser trasladada al centro hospitalario”, informó la Fiscalía.

Pese a las carreras y a todo el movimiento policial que se tuvo que hacer, la situación no pasó a más. Gómez salió pocos minutos después del centro médico custodiada por varios agentes.

Gómez conoció el mundo del narco desde muy joven pues en el 2009 su papá estuvo secuestrado durante seis por aparentemente haber participado en el robo de un cargamento de droga. El hombre fue liberado luego de un pago de $300 mil.
Gómez duró pocos minutos en el centro médico. Fotos Melissa Fernández/ Con fines ilustrativos.
Gómez duró pocos minutos en el centro médico. Fotos Melissa Fernández/ Con fines ilustrativos.

El Ministerio Público indicó que no podían dar mayores detalles sobre el malestar que sufrió la Reina del sur ya que, además de tratarse de un tema personal, todo fue manejado por su defensa.

Después de toda situación Gómez volvió a quedar a las órdenes del Ministerio Público para que se pudiera concluir la audiencia en la que se pedían las medidas cautelares.

La Fiscalía señaló que Gómez Espinoza es sospechosa por los delitos de tráfico internacional de drogas y legitimación de capitales (lavado de dinero).

Se le vincula con la banda de Erwin Guido Toruño, el narco conocido como “El Gringo”, asesinado de más de 100 puñaladas en diciembre del 2017.

De acuerdo con el OIJ el trabajo de la “Reina del sur” era coordinar el traslado de los cargamentos de cocaína que tenían que cruzar la frontera con Panamá y que luego eran usados para proveer a los grupos narcos locales.