Silvia Coto.16 mayo
El carro pegó contra la máquina dispensadora. Foto: Cortesía
El carro pegó contra la máquina dispensadora. Foto: Cortesía

La Policía de Tránsito sospecha que el exceso de velocidad y probablemente el quedarse dormido jugará en contra del conductor que chocó su carro contra una máquina dispensadora de combustible dentro de una gasolinera en Heredia.

Según Bomberos, la emergencia ocurrió este jueves a eso de las 2 de la madrugada, en La Ribera de Belén 200 metros antes de la Cervecería de Costa Rica, en la gasolinera Delta.

Los pisteros dijeron a las autoridades que ellos estaban esperando la llegada de algún cliente cuando vieron algo negro que venía hacia ellos y luego escucharon un fuerte estruendo. Por suerte, ninguno de los trabajadores estaba cerca ni resultó herido.

El carro se salió de la carretera, pegó contra unos tubos que están a la par de cada máquina dispensadora y que sostienen los extintores y después golpeó la máquina y se volcó.

Varias partes de carro quedaron tiradas en la gasolinera.

Los testigos estaban asustados de que ocurriera una explosión, pero los bomberos fueron alertados y estos descartaron que se diera un derrame, porque afortunadamente el golpe del carro contra los tubos disminuyó el bombazo contra la dispensadora.

El conductor del carro fue atendido por los paramédicos porque tenía algunos golpes y luego lo trasladaron en un carro particular a un centro médico.

Los trabajadores de la bomba solo vieron algo que venía. Foto: Cortesía
Los trabajadores de la bomba solo vieron algo que venía. Foto: Cortesía

El carro está a nombre de un dentista de apellido Moncada, de 36 años, que se presume regresaba a su casa, en Alajuela, al momento del bombazo.

El administrador de la gasolinera, quien no se identificó, aseguró que no iban a dar más detalles sobre lo ocurrido.

*Colaboró con está información el corresponsal Francisco Barrantes