Rocío Sandí.20 julio

El guarda de apellido Salazar que mató a balazos a un supuesto delincuente les dijo a los agentes judiciales que el hombre disparó primero.

El hecho ocurrió este viernes, a eso de las 8 de la noche en una finca propiedad de un oriental localizada en el barrio La Mucap, en Siquirres.

Al parecer los maleantes iba a cometer un asalto en la casa del oriental. Foto: Suministrada por Reiner Montero.
Al parecer los maleantes iba a cometer un asalto en la casa del oriental. Foto: Suministrada por Reiner Montero.

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) informó que, según la versión preliminar que maneja, Salazar estaba en las afueras de la propiedad en la que trabaja como vigilante, en compañía de otro trabajador del lugar, cuando vieron acercarse a dos sujetos encapuchados y armados quienes les dijeron que no se movieran de donde estaban.

El guarda asegura que él y el otro empleado trataron de entrar a la finca, pero los delincuentes les empezaron a disparar.

Salazar recibió un plomazo en una pierna, por lo que sacó su arma y respondió al fuego y eso hizo que los maleantes huyeran corriendo.

El afectado llamó a la policía y contó lo ocurrido, así que varios oficiales de la Fuerza Pública llegaron al lugar.

Los uniformados hicieron una revisión y a uno 150 metros de donde se dio la balacera encontraron muerto a uno de los presuntos delincuentes.

Tenía dos balazos, uno en el pecho y otro en el estómago. La Policía judicial lo identificó como Cristian Pennycott Guzmán, de 41 años y quien en el pasado había sido detenido por el delito de portación ilegal de armas.

Los agentes judiciales llegaron a revisar la escena para verificar la versión el guarda, quien fue llevado en condición estable a un centro médico. Los oficiales le decomisaron el arma con la que habría disparado a Pennycott para hacerle las pruebas correspondientes.