Silvia Coto, Keyna Calderón, Fernando Gutiérrez.10 septiembre
Este es el tatuaje que se hizo la mamita.
Este es el tatuaje que se hizo la mamita.

Doña Yendry Vásquez, mamá de Allison Bonilla, ha pasado momentos durísimos desde la última vez que vio a su hija hace 190 días, por lo que un tatuador quiso darle un detalle especial.

Gracias a eso, el artista de la tinta Jorge Mata le dejó adherido el nombre de la joven a su mamá.

Vásquez nos contó que el miércoles tuvo que ir a una cita médica, en Cartago, por lo que aprovechó para hacerse el tatuaje.

“Yo nunca en mi vida me había hecho un tatuaje, aunque lo había pensado. Mi hija tenía uno en el hombro derecho que decía mi nombre, se lo hizo cerca de su pecho, porque siempre me decía que me iba a llevar en su corazón. Esa vez me dijo: ‘mamá hagámonos un tatuaje juntas, pero yo no me animé’”, dijo la mamá.

Ali, como le dicen de cariño en su casa, se hizo ese tatuaje poquito antes de cumplir los 18 años.

Doña Yendry nunca se había animado a hacerse un tatuaje, pero era algo que Ali quería que hicieran juntas. Foto: K. Calderón
Doña Yendry nunca se había animado a hacerse un tatuaje, pero era algo que Ali quería que hicieran juntas. Foto: K. Calderón

A doña Yendry la contactó Mata, quien tiene su negocito cerca de la línea del tren en Cartago centro, para hacerle el ofrecimiento.

“Ese muchacho es hermano de una buena amiga mía que quiere muchísimo a Allison. Esto me lo propuso hace 22 días, pero le dije que iba a esperar a que ella regresara para ir juntas. Él me aviso que tenía un campito entonces decidí ir, fue un regalo muy especial", dijo.

El tatuaje que de la mamá se hizo en el hombro derecho dice Allison y tiene un rosa rosada. Ali tenía uno parecido en el hombro izquierdo.

Allison también tiene un tatuaje con el nombre de su mamá y una flor. Foto: Cortesía.
Allison también tiene un tatuaje con el nombre de su mamá y una flor. Foto: Cortesía.

“Este tatuaje representa muchos sentimientos, ella me dijo que siempre me iba a tener en su corazón y yo igual la tengo en mi corazón aunque ahorita no la tenga”, dijo Vásquez.

En La Teja contactamos al tatuador, quien nos contó sentirse muy feliz de haberle hecho el tatuaje a doña Yendry.

“Yo soy papá de una bebé de tres años y considero que ella es una mamá luchadora, ella no ha soltado en tanto tiempo esa lucha. Como papá pienso que para mí sería muy duro que un tipo así se fije en mi hija y espero en Dios que nunca ocurra, ella y ninguna otra persona se merece algo así. Me nació del corazón hacerle el tatuaje, yo no la conocía solo a través de mi hermana porque son amigas, ya que hace tiempo trabajaron juntas. Ella es una madre digna de admirar”, dijo don Jorge.

Mata se dedica desde hace cinco años a hacer tatuajes y asegura que tardó unos 20 minutos en este especial trabajo.

Doña Yendry agradece mucho todos los regalitos, este es el personaje favorito de Ali.Foto: K. Calderón
Doña Yendry agradece mucho todos los regalitos, este es el personaje favorito de Ali.Foto: K. Calderón
Regalito

En estos días doña Yendry ha recibido varios regalitos entre ellos rosas, y también una cobijita de Stitch que es el personaje favorito de Allison, esa cobijita se la llevó una familia cartaginesa de apellidos Zúñiga Calderón.

“La cobija se la voy a guardar en el ropero porque desde que ella desapareció yo estoy durmiendo en el cuartito de ella, cuando la vea se va a volver loca, al igual que otro montón de cositas que le tengo”, dijo la mamá.

Búsqueda

La búsqueda de Allison en el botadero en San Jerónimo de Cachí se mantiene suspendida, hasta que la Fiscalía decida si siguen buscando en ese sitio.

Sin embargo, este sábado una organización no gubernamental llamada Cuerpo de Voluntarios de Emergencia de Costa Rica, irá a realizar una búsqueda.

El exmilitar Gerson Joel Solano Beltrán, líder del grupo, aseguró que ya hablaron con doña Yendry para ofrecerle su ayuda. Según Solano, ellos cuentan con varias personas que tienen amplia experiencia en búsqueda de montaña, paramédicos y con conocimiento en cartografía.

Solano dijo que no revisarán por donde ya pasó el OIJ, sino que irán a 6,6 kilómetros a la redonda y que seguirán el cauce del río Reventazón.