Keyna Calderón, Silvia Coto.5 septiembre

La mamá de Allison Bonilla, Yendry Vásquez, asegura que ella aún no cree que su hija esté en el botadero clandestino en San Jerónimo de Cachí, en Cartago donde la están buscando.

“Hasta que no tenga una prueba no voy a creer que mi hija está aquí”, dijo la mamá.

Doña Yendry recibió hoy muchos mensajes de apoyo que la gente le llegó a dar. Foto: Keyna Calderón
Doña Yendry recibió hoy muchos mensajes de apoyo que la gente le llegó a dar. Foto: Keyna Calderón

Doña Yendry y sus familiares llegaron muy temprano este sábado 5 de setiembre al sitio de la búsqueda, ella nos contestó algunas preguntas sobre lo que ha ocurrido en las últimas horas.

Los familiares pasaron este sábado a la espera de noticias. Foto: Keyna Calderón
Los familiares pasaron este sábado a la espera de noticias. Foto: Keyna Calderón

–El viernes fue un día durísimo, ¿qué sintió cuándo vio al sospechoso en los tribunales?

Yo no podía estar en la audiencia, cuando lo vi tuve que contenerme, el abogado ya me había dicho, pero me dio una rabia, cuando pasó le dije ’gracias por lo que me hiciste’, pero si hubiera podido lo mato con mis manos, es que siento una rabia de saber que durante seis meses se quedó callado, que yo tantas veces quise ir a buscarlo, pero por no entorpecer la investigación no lo hice, pero bien pude haberlo hecho, tengo tanto dolor de no poder abrazar a mi hija.

Los agentes han inspeccionado una zona de 300 metros con toneladas de basura. Foto: Keyna Calderón
Los agentes han inspeccionado una zona de 300 metros con toneladas de basura. Foto: Keyna Calderón

-¿Usted siempre sospechó de él?

-Sí, es que mi corazón de madre siempre me dijo que fue él, pero yo solo me pregunto, por Dios, ¿por qué él no dijo todo esto en el primer allanamiento (30 de marzo)?

Después de que él entró a la sala (este viernes) yo entré en una crisis, estaba sola ahí, pero mucha gente me apoyó, él dijo paso a paso lo que le hizo a mi hija, eso lo tengo en mi mente dando vueltas.

María del Milagro Quesada y Karina Martínez llevaron comidas y bebidas a la familia de Allison y a los investigadores y rescatistas. Foto: K. Calderón
María del Milagro Quesada y Karina Martínez llevaron comidas y bebidas a la familia de Allison y a los investigadores y rescatistas. Foto: K. Calderón

-¿Qué pasó después de que terminó la audiencia cuando ya llegó a su casa con tantos pensamientos de dolor?

Cuando yo iba en el carro me ataqué a llorar, mi cuñado paró y me preguntó si quería me llevara a la casa de él y mi hermana, pero yo tenía que llegar donde mis papás para contarles lo que pasó. Él paró antes de la casa, pase metida toda la tarde en un carro, cuando llegué ya le habían contado a mi papá.

Papi siempre me decía “tenemos que comprar un nicho” y yo le decía “papi, ¿para qué estás pensando en la muerte?” Y ahora saber que si mi hija aparece a quien vamos enterrar ahí es a ella. Él me dijo no crea hasta tener una prueba.

Mi mamá cuando me vio llegar me dijo “toda la tarde te he estado esperando”, entonces me destrocé y mi mamá se lanzó y me dijo “no me diga...” Le contamos y la tuvieron que agarrar entre todos, ella dijo que se quería morir porque Allison era su vida y se nos desmayó varias veces, un primo que es sicólogo habló con ella, después me dijo: “no crea eso, eso es mentira, ella no está ahí”.

-¿Cómo están ahorita ahora con la incertidumbre de la búsqueda?

Mi papá está como en shock, no llora, pero él padece del azúcar, a cada rato se le sube y se le baja.

Mami está destrozada, mi mamá y yo nos peleamos porque yo le decía “mami, Allison es mía, y ella me decía, Allison es mía” y cuando Ali decía mami, las dos le contestamos, la verdad es que ahora es muy duro todo.

Hemos estado en la búsqueda, el viernes nos quedamos hasta después de que el OIJ se fue porque yo me quería venir a parar a la orilla del guindo y me dio un ataque de ansiedad, me faltaba la respiración y me dio la lloradera de pensar que solo una persona sin sentimientos puede hacer algo así.

Todas las cositas que llegan a la casita las ponen en el altar que hicieron desde que desapareció. Foto: K. Calderón
Todas las cositas que llegan a la casita las ponen en el altar que hicieron desde que desapareció. Foto: K. Calderón

-¿Usted cree que todo lo que dijo el sospechoso es real?

Yo no creo que la viniera a lanzar aquí y menos solo, ¿por qué si dice que la violó no la dejó solo en ese lugar?, hasta no tener pruebas no voy a creer, voy a seguir pensando que mi hija está viva. En las cámaras se ve donde él (sospechoso) entró a la casa de él a las 9:40 de la noche el día que Allison desapareció y yo salí, creo que como a las 9:10 a buscarla, no sé cuánto tiempo pasó, pero fue muy rápido para que pudiera hacer todo lo que dijo.

-¿Qué pasaría en caso de que las autoridades no encuentren a Allison en el botadero?

Cartas y flores llegaron hoy a casa de Allison para ella y su mamita. Foto: Yendry Vásquez
Cartas y flores llegaron hoy a casa de Allison para ella y su mamita. Foto: Yendry Vásquez

Nosotros buscaríamos ayuda para bajar y la vamos a buscar, pero además la vamos a seguir buscando donde sea, mi hija va aparecer. Nosotros seguimos en oración esperando un milagro.

-¿Ha tenido algún contacto con la familia del sospechoso, se le han acercado?

No, la familia vive más arriba, tienen que pasar por mi casa siempre para poder salir, en estos días no los hemos visto, dicen que la señora se fue para donde una hija, me dijeron que ella está muy mal, me imagino que sí, como yo pasé hace seis meses.

Cuando Allison se sentaba en la grada de la casa y veía a la señora siempre le gritaba “Lala” y la saludaba donde quisiera que la viera, ahora le debe estar sonando la voz de mi hija en su mente con todo esto.

-¿Sigue esperando a Ali?

Sí, con todo mi corazón, quiero abrazarla, yo siempre le compraba cosas, desde que desapareció tengo en bolsitas todos los regalos que le he ido comprando en este tiempo, le compré una blusa de Stitch que le gusta mucho, relojes que los tengo en las cajitas.

Un día de estos que fui a Cartago, compré unas tacitas para sopa, la de mami, papi, la de Ali y la mía. A ella le encanta el maquillaje y le compré una cajita para accesorios y también le tengo edredones, almohadones y unos shorchitos porque yo dije ahora que Ali regrese todo el mundo la va venir a ver y quiero que se vea bien bonita.

Allison Bonilla Vásquez de 18 años.
Allison Bonilla Vásquez de 18 años.
Búsqueda y solidaridad

Este sábado la búsqueda se mantuvo durante todo el día, pero no hay ningún resultado según el OIJ, este domingo continuarán.

Héctor Blanco de Rescate Urbano asegura que la escena en que trabajan es muy complicada.

“Hemos tenido que descender 300 metros, hoy los volvimos a descender en ángulos de 90 grados, hay cascadas y toneladas de basura, más de 150 personas han estado trabajando, lo más complicado es la gran carga de basura y que hay que estar suspendidos para poder excavar”, dijo Blanco.

Hoy en la búsqueda, agentes del OIJ lanzaron un muñeco con un peso similar al de Allison para luego buscar donde caía, pero no tuvieron éxito.

Durante la búsqueda muchas personas pasan y le dan mensajes de apoyo a doña Yendry, otras incluso le llevan comida y refrescos a ella, a su familia y a los que están trabajando en la búsqueda.

Doña Yendry quiere pruebas de que su hija está en ese guindo. Foto: Rafael Pacheco
Doña Yendry quiere pruebas de que su hija está en ese guindo. Foto: Rafael Pacheco

María del Milagro Quesada, vecina de San José, y Karina Martínez, de Tamarindo, Guanacaste, decidieron ir este sábado a la búsqueda para dar apoyo a doña Yendry, estas amigas fueron parte de las personas que llevaron alimentos.

Ellas nos contaron que sintieron la necesidad de colaborar pues han estado pendientes del caso desde hace muchos días.

Este domingo no hay búsqueda para que los investigadores y rescatistas puedan descansar, ellos van a replantear la situación con el trabajo que están realizando, sin embargo, no se descarta que regresen el lunes a la zona, al parecer, han movido escombros de arriba a abajo, ahora quieren hacerlo al revés, sin embargo, no dieron más detalles.

Doña Yendry Vásquez compartió varias fotos esta mañana en su Facebook, en la que se observan en la entrada a su vivienda cartas y flores. Algunas ya fueron colocadas en un altar que tienen en la casa en el que desde que la joven desapareció hacen oraciones a diario.

Marchas; El grupo Brujas Feministas CR está convocando a una marcha este domingo, en memoria de Allison, ellas saldrán de la Torre Mercedes a la plaza de la Cultura, a las 11 de la mañana. A quienes asistan les piden usar cubrebocas, ropa negra y pancartas. En Puntarenas a la misma hora el grupo Colectiva Femenista Hijas del Río, Brujas de la Mar y activistas independientes saldrán del muelle de Puntarenas a los Tribunales de Justicia. En Guanacaste a la 10:30 a.m, es en los tribunales de Liberia y las convoca Colectiva La Hoguera.

“Mi ángel, amor, ve lo que te vinieron a dejar, mi amor, mamá ha tenido que ser fuerte todo estos seis meses; amor, mamá no lo puede creer aún; amor, yo te veo llegar por la puerta de mi casa, los milagros existen y nuestros sueños”, publicó en Facebook

“¿Recuerdas cuando nos íbamos a alquilar y me dijiste ‘mamá vamos a ser muy feliz’, cuando me dijiste ‘mamá voy a estudiar porque siempre has trabajo para mí, yo quiero chinearte, que no trabajes más, me va tocar a mí’?, acá estoy esperándote para seguir juntas como siempre mi bebé”.

Desde que Allison desapareció muchas personas conocidas y desconocidas han llegado a su casa a dejar imágenes religiosas que según doña Yendry la han acompañado en este tiempo y le han dado mucha fuerza.