Silvia Coto.6 enero
Durante la declaración doña Ivannia estuvo acompañada de una psicóloga. Fotografía José Cordero
Durante la declaración doña Ivannia estuvo acompañada de una psicóloga. Fotografía José Cordero

Fue desgarradora la declaración de doña Ivannia Vallejo, mamá de Miriam Andrea Fernández, de 20 años, asesinada el 29 de marzo del 2018 en Heredia por su esposo y padre de su hija.

La joven era estudiante de Periodismo.

El juicio por este caso debió reiniciar por un problema de salud de la jueza Krissia Campos. Eso obligó a los jueces a tomar la decisión de integrar un tribunal nuevo y arrancar de cero, ya que los otros jueces habían escucha la parte acusatoria y a varios testigos.

Este lunes en la sala 4 de los Tribunales de Heredia se leyó la acusación contra el sospechoso, de apellido Brenes y 25 años.

Según el Ministerio Público, aquel 29 de marzo, Brenes apretó el cuello de Andrea y le fracturó el hueso hioides. La joven cayó en el baño inconsciente y entonces Brenes llamó a la madre de la muchacha y le dijo que Andrea se había caído.

La joven fue llevada al hospital San Vicente de Paúl, en Heredia, donde falleció.

Andrea Fernández Vallejo, tenía 20 años. Fotos: Mayela López
Andrea Fernández Vallejo, tenía 20 años. Fotos: Mayela López

Doña Ivannia asegura que para ella y su esposo, Douglas Fernández, los últimos momentos que estuvieron con su hija en el hospital fueron muy dolorosos.

“Yo sentía como un calor y yo decía ‘ella tiene que estarme escuchando’. Cuando el doctor se acerca y me dice ‘ella está con el uno por ciento de vida’ y en eso mi esposo dijo ‘¿cómo puede ser?’. Estábamos en shock y yo como que cambié el casete, Dios me iluminó. Yo me le acerqué al oído (a Andrea), le toqué la cabeza... El pelo lo tenía terrible, las manitas frías y le dije 'mi amor, váyase tranquila, yo le cuido a Lucy (la hija, que apenas tenía un añito)”, declaró la mamá.

El hombres es sospechoso de golpear a Andrea y asfixiarla. Fotografía José Cordero
El hombres es sospechoso de golpear a Andrea y asfixiarla. Fotografía José Cordero

La mamá de Andrea contó que su hija fue víctima de otras agresiones por parte del sospechoso y incluso su otra hija, María José, tuvo que intervenir para que la soltara.

La señora aseguró a los jueces que su hija no solo fue víctima de golpes sino también de insultos constantes de Brenes.

“Andrea conoció (a Brenes) para sufrir toda su vida, si no la quería, ¿para qué la seguía buscando?, ¿por qué la mató?, ¿por qué la maltrató?, ¿por qué no me la dejó?, ¿por qué la humilló?, ¿por qué le bajó la autoestima?”, exclamó la madre ante los jueces.

Doña Ivannia aseguró que, antes del homicidio, la suegra de Andrea les pidió que le quitaran a Brenes una denuncia por las agresiones y que también le quitaran la pensión porque no la podía pagar.

Unas 30 personas declararán en este juicio.