Doña Rosmery Serrano conoce muy bien el dolor que atraviesan los parientes

Por: Rocío Sandí 25 octubre
Ella entiende muy bien lo que vive la mamá de Allison. Fotos: Rocío Sandí.

Doña Rosmery Serrano fue a la vela de Allison Bonilla, en Ujarrás de Cachí, para darle fuerza a Yendry Vásquez, ya que ella la entiende perfectamente.

“Vine a darle fuerza porque sé por el momento que está pasando, aquí voy a estar para ella porque viene algo muy duro”, expresó.

A Rosmery le mataron a su hija Karolay y ella también luchó por encontrarla durante meses hasta que hallaron sus restos en Barva de Heredia.

Doña Rosmery lucha por la misma causa de la familia de Allison.

"Uno como madre siempre guarda la esperanza de que su hija vuelva a casa viva, hasta que ya están en un ataúd acepta que murió. El ir a buscarla a un cafetal o un basurero es terrible porque se sabe que ahí se busca ya muerta.

Karolay tenía una vida por delante.

“Un funeral es duro, sobre todo el de una hija. Yendry sepultará hoy a su única hija, pero al menos ya tendrá un lugar donde llorarla, desahogarse y también ir a dejarle flores cuando quiera”.

El cuerpo de Allison será llevado a la iglesia de Paraíso de Cartago donde este domingo a las 11:30 a. m. celebrarán su funeral y luego será llevada al cementerio de Birrisito.