Sucesos

Masacre en Buenos Aires: Papás de esposos fueron quienes encontraron los cuerpos

El estadounidense había sido atacado en otras ocasiones y desde abril tenía fotos de la propiedad en venta

Don Eladio Quesada y don Jorge Villarevia fueron quienes descubrieron la masacre en la que fueron asesinados sus hijos César Quesada y Alina Villarevia, quienes estaban casados.

Ellos fueron asesinados junto con su hijo mayor Daniel Quesada Villarevia (20 años); una amiga de Alina, Susan Zúñiga Rodríguez (40 años), Willy Borbón Muñoz (38 años) y el estadounidense Stephen Sandusky, de 61 años y dueño de la propiedad donde fueron hallados los cuerpos.

El terreno está en Llano Bonito de Buenos Aires, Puntarenas.

César y su hijo Daniel habían ido en varias ocasiones a la finca del extranjero a hacer trabajos, por lo que la familia sabía dónde hallarlos.

Una hermana de César que prefirió no identificarse le dijo a TV Sur Pérez Zeledón que su hermano, la esposa y el hijo de ambos salieron la mañana del domingo hacia la finca del extranjero y debían regresar por la tarde ya que la familia tenía un queque para don Eladio porque este martes cumple 65 años.

Como no volvían, sus allegados se preocuparon, sobre todo porque la última vez que se conectaron a las redes sociales fue a las 9 a.m. del domingo.

“Sabíamos que iban a ir a trabajar a ese lugar, mi papá cumple años el martes y habíamos quedado en hacerle un quequito y ellos nunca llegaron (César, Alina y Daniel). En la tarde comenzamos a asustarnos, nos preguntábamos por qué no contestaban, qué era lo que pasaba y en la noche mi papá y el papá de Alina se fueron a buscarlos”, dijo la hermana a TV Sur Pérez Zeledón.

Los señores salieron a las 10 de la noche hacia la finca. Al llegar se alegraron de ver el carro de César en la propiedad, pensaban que quizás había tenido un problema mecánico,

Don Eladio habló con TV Sur Pérez Zeledón. “Dije ‘seguro están en la casa’, pero cuando vi estaba el cuerpo de mi hijo a un lado de un chapulín, me puse a ver para el otro lado y vi los otros cuerpos. Pienso que mi hijo llegó en un mal momento, porque él era una persona tan linda”.

Don Eladio llamó entonces a su familia y esta se encargó de avisar al 9-1-1.

“Nosotros no nos esperábamos esto, pensábamos que se habían quedado varados, cualquier otra cosa, pero esto nunca, menos de esta manera”, mencionó la hermana de César.

“Daniel siempre iba con César (el papá) porque también era mecánico y trabajaban juntos; Alina iba a acompañarlos porque dicen que es un lugar muy bonito”, agregó la mujer al medio regional.

Explicó que César era el hermano mayor y que él y su esposa vivían en Linda Vista de Pérez Zeledón. Los describió como muy amorosos, muy unidos y alegres, siempre andaban vacilando.

La finca del extranjero estaba en venta, según se ve en el sitio web Chirripó Bienes Raíces desde abril anterior.

Algunos lugareños afirmaron que a Sandusky ya lo habían atacado en otras ocasiones y que a un peón lo habían asaltado días atrás. Agregaron que el extranjero era muy querido y que no le conocían problemas.

Alejandra Portuguez Morales

Alejandra Portuguez Morales

Bachillerato en Periodismo en la Universidad Internacional de las Américas y licenciada en Comunicación de Mercadeo en la UAM. Con experiencia en temas de sucesos y judiciales.