Reiner Montero.26 agosto, 2020

Un niño de 11 años trató de evitar que un hombre de apellidos Sandí Delgado, de 52 años, asesinara a su mamá, llamada Iris García Hernández, de 47 años.

El lamentable hecho ocurrió la noche del miércoles pasado en Lesville, en La Roxana de Pococí.

El menor de edad fue testigo del atroz ataque que sufrió su mamá y gritó por ayuda, pero lamentablemente nadie lo auxilió.

García fue asesinada de varias puñaladas en el pecho y en la mano derecha.

El cuerpo fue encontrado en el cuarto de pilas de la casa, a la par de un portón que estaba abierto pues, en apariencia, ella trató de huir.

Sandí huyó por una siembra de yuca, pero horas más tarde, a la 1 a. m. de este jueves, se entregó en la delegación de la Fuerza Pública de Roxana. La Fiscalía pidió prisión preventiva para él.

La mujer murió en el cuarto de pilas, donde, al parecer, trató de ponerse a salvo. Foto: Reiner Montero
La mujer murió en el cuarto de pilas, donde, al parecer, trató de ponerse a salvo. Foto: Reiner Montero

Al sospechoso lo llevaron a un centro médico porque tenía varias cortadas en el estómago, las autoridades no determinaron si las heridas se las hizo él o se las hizo García mientras se defendía.

Las autoridades encontraron un cuchillo de cocina que habría utilizado el agresor. En apariencia tenían cinco años de convivir con García y según dijeron algunos familiares de ella, les sorprendió la agresión, ya que desconocían que ella viviera violencia doméstica.

Las autoridades atendieron a una embarazada que estaba muy asustada por lo ocurrido, pero se desconoce qué parentesco tienen.

El centro educativo Cindea San Antonio del Humo lamentaron en Facebook la pérdida de Iris y dijeron que ella era estudiante de la sección 6P-3 de La Roxana.

Este es el segundo homicidio de una mujer que ocurrió en el Caribe en solo 24 horas.

Este martes Maritza Cortés Valerín, de 29 años, fue asesinada de una puñalada en el cuello en Bananito Sur, en Matama de Limón; al parecer se trató de un pleito de vecinos.

Varios vecinos de La Róxana salieron espantados al enterarse de la fatalidad. Foto: Reiner Montero
Varios vecinos de La Róxana salieron espantados al enterarse de la fatalidad. Foto: Reiner Montero