Adrían Galeano Calvo.7 mayo
La banda es conformada por jóvenes y menores de edad. Foto con fines ilustrativos.
La banda es conformada por jóvenes y menores de edad. Foto con fines ilustrativos.

La mañana de este martes 7 de mayo comenzó bien movida en la provincia de Guanacaste, especialmente en Liberia, donde el OIJ realiza una serie de allanamientos para desmantelar una violenta banda narco ligada con al menos 2 homicidio y 5 tentativas de homicidio.

El operativo arrancó a eso de las 5 a.m. cuando los agentes judiciales se internaron en los barrios de Curime, 25 de julio y Corazón de Jesús. A raíz de la intervención se logró la detención de tres sospechosos.

Los bichos fueron identificados como de apellidos Flores Fuentes, Agüero Rojas y un menor de 17 años. A estos se suma un sujeto apellidado Guzmán Córdoba a quien le habían dado cacería semanas atrás cuando transportaba tres kilos de marihuana.

“Estos allanamientos se relacionan con la necesidad de desmantelar una organización criminal que tiene de operar en el sitio al menos dos años, que esta integrada por jóvenes de corta edad y algunos menores de edad, que se dedican a la venta de drogas y es sumamente violenta”, dijo Walter Espinoza, director del OIJ.

Según la Policía Judicial esta banda es ligada con el homicidio de José Antonio Castillo Cabrera, alias “Toñón”, ocurrido el 6 de diciembre del año pasado y la muerte de Andrés Rojas Hernández el pasado 27 de enero.

El OIJ indicó que Rojas no tenía nada que ver con la banda u otra actividad ilegal, simplemente fue asesinado porque tuvo un pleito con varios de los miembros de la banda en las afueras de un bar.

“En todos estos hechos se usaron armas de distinta naturaleza, precisamente por eso el OIJ involucra a estas personas con la posesión de armas prohibidas como la AK-47, que usan para amenazar y mantener la actividad criminal”, añadió Espinoza.

Además de los homicidios, está organización es sospechosa de al menos 5 tentativas de homicidio, tres de ellas en contra de un hombre apellidado Barquero, a quien intentaron matar el 26 de enero, el 26 de febrero y el 26 de abril de este 2019. El otro caso ocurrió en contra de un sujeto de apellido Almendares el 20 de febrero.