Silvia Coto.13 febrero
 A los sospechosos les decomisaron drogas, armas y dinero en los allanamientos. Foto: OIJ
A los sospechosos les decomisaron drogas, armas y dinero en los allanamientos. Foto: OIJ

Dos allanamientos en Puntarenas permitieron al OIJ detener este jueves a una pareja sospechosa de contratar a un sujeto para que matará a un joven, el 6 de mayo del año pasado.

Los detenidos son una mujer de apellidos Acuña Núñez, de 44 años, y un hombre de apellidos Lerma Velarcazar de 32 años, quienes habrían ordenado el homicidio de Max Portuguez Morales, de 24 años.

Según informó el OIJ, el día del asesinato, Portuguez caminaba por la calle en horas de la madrugada, 100 metros al norte de la escuela de Fray Casiano en Characarita de Puntarenas, cuando fue interceptado por un hombre que le disparó en dos ocasiones.

Cuando los vecinos escuchar los disparos salieron a ver qué pasaba y se encontraron a joven muerto. Él recibió un balazo en el pecho y otro en la cabeza.

El gatillero es un hombre de apellidos Sequeira Guevara, quien está preso por otros delitos.

Los agentes lograron establecer que la pareja era sospechosa de contratar a Sequeira para que matara a Portuguez, por lo que este jueves allanaron dos viviendas, una en Fray Casiano y otro en Barranca. En las viviendas decomisaron evidencia relacionada con el caso.

El OIJ informó, por medio de la oficina de prensa, que el móvil del crimen todavía está en investigación.

Según Wálter Espinoza, director del OIJ, los sospechosos se dedicaban en venta de drogas, por lo que en el allanamiento decomisaron sustancias ilegales y varias armas.