Adrían Galeano Calvo.18 marzo
En muchos casos los tráficos bajan las placas porque no tiene espacio para decomisar los vehículos. Foto: Policía de Tránsito.
En muchos casos los tráficos bajan las placas porque no tiene espacio para decomisar los vehículos. Foto: Policía de Tránsito.

Los oficiales de la Policía de Tránsito pasaron bastante ocupados en los dos primeros meses de este año, pues en ese período bajaron 10.632 juegos de placas y decomisaron 2.559 vehículos, entre carros, motos y hasta una bicicleta.

De acuerdo con las autoridades, esto se dio principalmente porque los conductores no tenían licencia o esta estaba vencida, manejaban tapis, no tenían el derecho de circulación al día o estaban mal estacionados.

German Marín, director de la Policía de Tránsito, desglosó los decomisos: 2.213 son motos, 319 son carros y 17 camiones de carga, también destacó la bici y un vehículo oficial, pero no detalló a cuál institución pertenece este último.

“La ley nos faculta a proceder con el decomiso del vehículo o de las placas. Por un tema de capacidad, en la mayoría de las ocasiones optamos por retirar las placas, por eso no quiere decir que las personas que no están a derecho sean en su mayoría motociclistas, por el contrario, porque a los 319 automotores tipo sedán que se decomisaron hay que sumarle los 6.101 juegos de placas decomisados a ellos, definitivamente son los infractores más frecuentes”, detalló Marín.

Además, los tráficos han decomisado 3.746 placas a motociclistas, 405 a camiones de carga y 354 a vehículos de transporte público, entre buses y taxis rojos.

El director de la Policía de Tránsito destacó que han bajado 25 placas porque los conductores andaban haciendo mucho escándalo o porque sus chuzos botaban mucho humo por la mufla.

También decomisaron 1789 placas por estacionamiento indebido y por estorbar en la calle y 73 porque los choferes de transporte público breteaban con la licencia vencida.