Por: Silvia Coto.   5 octubre
El hombre tuvo estuvo ocho horas con la tobillera descargada.

Un privado de libertad, con el beneficio de la tobillera, es sospechoso de dejar el dispositivo que usaba descargar para salir a robarse un celular.

La información fue dada a conocer la mañana de este sábado por el Ministerio de Justicia, se trata de un hombre de apellido Dávila que andaba con la tobillera desde el 22 de mayo del 2019.

Los dispositivos son vigilados y los oficiales que están en el Centro de Monitoreo al percatarse de que no tenían la ubicación de Dávila empezaron a llamarlo al celular para saber porque su tobillera no funcionaba, pero el hombre ya tenía ocho horas de estar desconectado y el aparato no mandaba ninguna señal.

Al Ministerio de Justicia le cuesta $18 diarios que un reo use tobillera, hasta el 1 de agosto del año pasado 1.515 tienen ese beneficio. En lo que va del año Justicia ha reportado dos veces que se han quedado sin tobilleras por problemas con el provedor que es la Empresa de Servicios Públicos de Heredia.

La última vez que se supo su ubicación fue en las cercanías del Paso de la Vaca, en San José, en la medida que un juez le había dictado le permitía andar con la tobillera por todo el país y no como en otros casos que deben reportarse por medio de una llamada o un correo electrónico antes de alejarse de la zona donde viven o trabajan

Sin embargo, poco después de que los penitenciario se percataron de la situación les llegó el reporte de que la Fuerza Pública lo capturó en Montes de Oca por el robo de un celular en las cercanías de la Universidad de Costa Rica.

Los oficiales no lograron encontrar el celular; sin embargo, la víctima tiene que declarar ante el Ministerio Público. Se espera que al hombre le cambien la medida y lo manden a la cárcel para que termine la condena y se someta a un nuevo proceso por el robo del celular.