Adrían Galeano Calvo.19 octubre
Del bombazo la buseta quedó metida en un charral. Foto cortesía.
Del bombazo la buseta quedó metida en un charral. Foto cortesía.

La imprudencia de un trailero al que no le importó salir a manejar aunque estaba pasado de tragos, terminó por costarle la vida a tres turistas extranjeros y a un costarricense que viajaban dentro de una buseta.

Cuatro personas más lograron sobrevivir al choque y fueron llevadas al hospital Enrique Baltodano Brinceño de Liberia, dos de ellas condición delicada.

El fatal accidente ocurrió este viernes a eso de las 7:55 de la noche en Santa Elena de La Cruz, Guanacaste, específicamente a seis kilómetros de la entrada al parque nacional Santa Rosa, en dirección hacia La Cruz.

La Policía Judicial indicó que entre los fallecido hay una pareja de esposos estadounidenses que fueron identificados como Andrew y Jennifer Niemiec, ambos de 46 años.

Mientras que el tercer norteamericano que perdió la vida en el accidente respondía al nombre de Steven Williams, de 50 años.

La cuarta víctima mortal fue un costarricense que hasta la tarde de este sábado todavía no había sido identificado, únicamente trascendió que era él quien iba manejando la buseta al momento del choque.

La peor parte la llevaron las personas que viajaban en el lado derecho de la buseta. Foto cortesía.
La peor parte la llevaron las personas que viajaban en el lado derecho de la buseta. Foto cortesía.

En cuanto al irresponsable trailero que provocó la tragedia, solo se dio a conocer que es salvadoreño y que transportaba un cargamento de pañales.

El OIJ indicó que de momento se desconoce si las otras personas que viajaban en la buseta y resultaron heridas también son extranjeras.

Invasión mortal

De acuerdo con la versión de la Policía Judicial, la tragedia se habría dado por una aparente invasión de carril de parte del trailero.

Según testigos, el chunchón iba zigzagueando hasta que finalmente el salvadoreño perdió el control por completo y chocó de frente contra la buseta.

El bombazo fue tan fuerte que el vehículo en el que viajaban los extranjeros cayó dentro de un charral al lado de la calle, mientras que el furgón se volcó.

Cuatro personas sobrevivieron al choque. Foto cortesía.
Cuatro personas sobrevivieron al choque. Foto cortesía.

Mientras los paramédicos luchaban por salvarle la vida a los cuatro sobrevivientes, un tráfico le practicó la prueba de alcohol al trailero y esta dio positivo con 0,87 gramos de alcohol en sangre, cuando lo máximo permitido por la ley es de 0,38 gramos.

Debido a los golpes que sufrió el furgonero, también fue llevado al hospital, donde de nuevo le aplicaron una alcoholemia que tuvo como resultado 0,77 gramos de alcohol en sangre, confirmando así que andaba tapis.

La Policía Judicial dio a conocer que una vez que el salvadoreño reciba la salida del centro médico será puesto a las órdenes del Ministerio Público.

El chofer sería investigado por los delitos de conducción temeraria y homicidio culposo, por los cuales podría recibir un castigo que, fácilmente, podría superar los 10 años de cárcel.

El trailer quedó volcado por el choque. Foto cortesía.
El trailer quedó volcado por el choque. Foto cortesía.

En cuanto a los turistas fallecidos no ha trascendido mayor información; sin embargo, las autoridades presumen que se encontraban hospedados en un hotel de Guanacaste y que al momento del accidente regresaban de algún tour, posiblemente en el parque nacional.

De acuerdo con datos de la Policía de Tránsito, hasta el pasado miércoles 16 de octubre, 445 personas perdieron la vida en accidentes de tránsito. En el 2018 la cifra de muertes en carretera fue de 445 personas.

Esta no es la primera vez que turistas extranjeros pierden la vida en trágicos accidentes. El 20 de octubre de 2018 cuatro estadounidenses murieron mientras practicaban rafting en las aguas del río Naranjito, en Londres de Quepos. El 31 de diciembre 10 extranjeros fallecieron luego de que una avioneta de la empresa Nature Air se estrelló en Nandayure, Guanacaste.