Sergio Alvarado.23 diciembre, 2019
Francisco Rodríguez celebró un momento que tenía muchos años imaginándoselo. Foto: Facebook
Francisco Rodríguez celebró un momento que tenía muchos años imaginándoselo. Foto: Facebook

Mucha gente le dice Divino, un apodo que nació en sus inicios como futbolista, pero es la palabra guerrero la que podría definir mejor a Francisco Rodríguez, una de las grandes figuras del Herediano campeón del torneo de Apertura 2019.

Definirlo como un guerrero tiene en realidad poco que ver con el hecho de que el atacante, de 26 años, tuvo un breve paso por “Guerreros”, un programa que Repretel lanzó en el 2017 porque el espacio televisivo no soportó las modificaciones y las pruebas de fuego, a diferencia de Francisco.

Los últimos tres años en la vida del jugador han estado marcados por los cambios.

A inicios del 2017 su carrera futbolística estaba en el aire y la única oferta que le apareció fue la de ese programa de tele. Su situación no le permitía ponerse exquisito en cuanto a lo que podía elegir y lo que entonces le ofrecía Repretel era lo que no tenía: brete.

Así que Francisco tomó la oportunidad, pero ya frente a las cámaras se dio cuenta cuánto extrañaba el fútbol y no quiso sacrificar su físico solamente por dinero.

Adiós

A los dos meses de estar en el programa renunció. No quería poner en riesgo su carrera como futbolista, que es como realmente se sentía, y empezó una etapa de reconstrucción.

El Divino se comportó como un guerrero, no tiró la toalla, regresó al deporte que le apasionaba y la vida, el fútbol y el Herediano lo devolvieron a los primeros planos y el sábado celebró su primer título nacional.

"La vida me orilló a aceptar esa oferta (en tele) porque me había quedado sin trabajo, sin equipo y sin oportunidades y ahí apareció Jafet Soto, me llamó y me contó que había una oportunidad de ir a jugar a Nicaragua (con el Diriangén).

“Decidí tomar la oferta, me vuelvo a inspirar y a creer que las cosas se pueden lograr, pasé mucho recorrido para llegar acá, realmente debí esforzarme”, explicó.

Siempre hay que seguir adelante y ver una meta aunque a veces uno no sabe ni cómo", Francisco Rodríguez.
En solo tres años la vida de Francisco Rodríguez ha tenido un montón de giros que lo fortalecieron para retomar fuerzas. Fotografía José Cordero
En solo tres años la vida de Francisco Rodríguez ha tenido un montón de giros que lo fortalecieron para retomar fuerzas. Fotografía José Cordero

Entre lo que había hecho en Nicaragua y el Team hubo dos años de diferencia. Al final las cosas se acomodaron y vistió de nuevo la chema florense, equipo dueño de su ficha.

Francisco tuvo que pulsearla más y en tres ocasiones fue presentando como refuerzo florense, pero por un motivo u otro no se quedaba en el grupo... hasta que se le hizo en este Apertura 2019.

"Pasé momentos muy difíciles que a veces no entendía, por momentos todavía no lo creo que estuve ahí parado en esa final. Ver el cielo y saber que soy campeón nacional es increíble.

“También pienso que mi historia puede ser inspiradora para muchas personas que tal vez en un momento dado la están pasando difícil y no se le dan las cosas. Siempre hay que seguir adelante, ver esa meta. Uno muchas veces ni sabe y se pregunta el cómo, pero a la larga Dios da esa sabiduría”, dijo.

Con nueve goles, dos de ellos anotados en la fase final del torneo ante Alajuelense, Francisco pagó con creces el que finalmente le hubieran dado la confianza para ser jugador florense

“Así saben mucho más las cosas, ser protagonista, tomar ese rol, agarrar la bola, jugar, hacer goles es lo que más significa para mí hoy. Me siento muy orgulloso de lo que hice”, agregó.

26 años tiene el goleador florense

La vida, que a veces es como un círculo, le dio un chance que Francisco nunca imaginó, celebrar un título en la cancha del equipo que lo vio nacer con otra camiseta que no era la rojinegra.

"Cuando salí de la Liga, en el 2015, ahí empezó mi carrera de ir y venir de allá para acá. Nunca esperé celebrar en esta cancha de esta manera, pero ahora estaré eternamente agradecido con el Team.

“Hubo momentos en los que pensé que esto no iba a pasar para mí (campeonizar), pero acá estoy”, finalizó.

Torneazo
Francisco jugó con el Herediano uno de sus mejores torneos en la primera división desde que debutó en el fútbol nacional, en el 2014. Jugó 24 partidos, su mayor cuota en un campeonato, anotó nueve goles, su segunda mejor marca en torneos cortos y con 1885 minutos fue el tercer jugador con más minutos en el Team este torneo, solo superado por Esteban Alvarado y Ariel Soto.