Agencia AFP, Diario El Clarín.12 julio

Néstor Pitana se convertirá este domingo en el segundo árbitro en la historia del fútbol en tener a su cargo el duelo inaugural y la final en la misma Copa del Mundo, esto porque fue el designado para pitar el duelo entre Francia y Croacia en Moscú.

Los argentinos por lo menos serán representados por el árbitro en la final. AFP
Los argentinos por lo menos serán representados por el árbitro en la final. AFP

El otro que se dio este lujo fue un compatriota, Horacio Elizondo, quien lo hizo en Alemania 2006: dirigió la victoria 4 − 2 de Alemania sobre Costa Rica, que abrió el torneo en el Allianz Arena de Múnich, también impartió justicia en el duelo definitorio que Italia le ganó en penales a Francia, en el estadio Olímpico de Berlín.

Otro dato a considerar es que este es el segundo Mundial que en que dirige Pitana, quien en Brasil 2014 había tenido a su cargo cuatro encuentros. Por tanto, el central es el segundo argentino que intervino en dos Copas del Mundo: Ángel Coerezza lo hizo en México 1970 y en Argentina 1978.

La gran final
La gran final de la Copa del Mundo entre Francia y Croacia se jugará este domingo en el Estadio Luzhnikí de Moscú a las 9 a.m (hora de Costa Rica / 6 p.m. hora rusa).

El del domingo será entonces el noveno partido de Pitana en mundiales, lo que lo ubicará como el segundo árbitro con más cotejos en este torneo, solo superado por el uzbeco Ravshan Irmatov, quien acumula 11.

En Rusia, este será el quinto encuentro que tendrá a cargo Pitana, quien ya dirigió el duelo inaugural entre Rusia y Arabia Saudita, que los locales ganaron 5 a 0 en Moscú, la goleada 3 a 0 de Suecia sobre México en Ekaterimburgo, la victoria de Croacia por penales sobre Dinamarca en Nizhny Novgorod por los octavos de final y el triunfo 2 − 0 de Francia sobre Uruguay, también en Nizhny Novgorod, por los cuartos.

" He sido honrado con la tarea de dirigir la final! Le deseo la mejor de las suertes a ambos equipos; espero estar a la altura, daré lo mejor de mi", Néstor Pitana.

En sus cuatro presentaciones previas, en las que tuvo buenas actuaciones, más allá de algunas dudas en la utilización del VAR en el cotejo entre suecos y mexicanos (revisó una jugada en la que había habido mano de Javier Hernández en el área del equipo azteca, pero no sancionó penal), el argentino mostró 12 tarjetas amarillas y ninguna roja.

El argentino, de 43 años, será acompañado porsus compatriotas Hernán Maidana (46 años) y Juan Pablo Belatti (39 años). El trío argentino será acompañado por el holandés Bjorn Kuipers, quien será el cuarto árbitro.

Le dicen “Misionero” porque nació el 17 de junio de 1975 en la localidad de misioneros católicos de Corpus.