AFP, Madrid.4 marzo

Al Real Madrid se le escapó la Copa del Rey y prácticamente le echó tierra la Liga española después de perder dos veces seguidas en su estadio ante su archirrival, el Barcelona.

Ante tanto golpe, al cuadro merengue solo le queda recomponerse y enfocarse en la Champions, torneo en el que sigue vivo y coleando y en el que este martes recibe al Ájax de Ámsterdam, a las 2 p. m. (hora tica), en la vuelta de octavos de final de la Champions, por lo que este torneo es su última bala para salvar la temporada.

Keylor Navas entrenó este lunes con todo el grupo.AFP
Keylor Navas entrenó este lunes con todo el grupo.AFP

"Es un partido clave para esta temporada y queremos estar en cuartos, no va a ser fácil, pero estamos preparados”, dijo este lunes Luka Modric, en la rueda de prensa previa al encuentro en el Santiago Bernabéu.

Eliminado de la Copa, el Real Madrid cayó este sábado 1-0 en el clásico liguero contra el Barcelona, diciendo también casi adiós al campeonato español.

El equipo blanco tiene complicado remontar los 12 puntos que le separan en la Liga del liderato que ocupan los azulgranas, que también los apearon de la Copa del Rey la pasada semana.

2 de la tarde será el partido de este martes.

Vigente triple campeón de la Champions, el equipo blanco mira ahora a la competición europea como su último recurso para no pasar una temporada en blanco (salvo por el Mundial de Clubes).

“En una semana hemos perdido mucho, pero espero que el martes nos vaya bien. Tenemos confianza porque jugamos bien, solo nos faltan que lleguen los goles”, dijo el sábado el portero Thibaut Courtois.

El técnico Santiago Solari debe tratar de mantener vivo al Madrid en su torneo preferido. AFP
El técnico Santiago Solari debe tratar de mantener vivo al Madrid en su torneo preferido. AFP

El equipo blanco afronta el encuentro con la ventaja del 2-1 logrado en la ida en Ámsterdam, pero con sensaciones encontradas sobre su juego tras perder tres de sus últimos cuatro partidos y con la misión de volver a enderezar su puntería para evitar disgustos.