Andrés Mora.7 junio

Daniel Cambronero nunca ha jugado en el extranjero, algo que cambiará este domingo cuando salga hacia Guatemala para su primera aventura como legionario con el Malacateco. Lo hará acompañado por un rosario y una Virgencita de los Ángeles.

Después de 8 años en el Team, Cambronero cambió de equipo y de país. Foto de: Diana Méndez.
Después de 8 años en el Team, Cambronero cambió de equipo y de país. Foto de: Diana Méndez.

Por ahora se irá solo, su familia esperará unos días mientras él se acomoda en territorio chapín.

“Lo que no me puede faltar son las herramientas de trabajo: los guantes, tacos, prendas que utilizo para los entrenamientos o calentamientos antes de los partidos, buzos, licras, además es importante llevar tenis porque el césped es sintético, eso a nivel deportivo. En cuanto a lo personal llevo mi rosario y una Virgen de Los Ángeles que siempre llevo a todos los partidos a donde voy”, comentó Cambro.

Además, siguiendo con la ropa, cuenta que lleva la más fresquita que tiene porque en Malacatán, lugar donde vivirá, es una zona caliente, queda muy cerca de la frontera con México.

“Ya tuve una experiencia, cuando iniciaba en el fútbol jugué con Puntarenas, por ahí del 2006 y 2007, y el Puerto es caliente, entonces tengo esa experiencia con la hidratación, comidas y cuidado personal”, señaló el portero de 33 años de edad.

A Guate ha ido a jugar con las selecciones menores y también con el Team en algunas ocasiones. Dejó algunos amigos por ese país y ahora le están salvando la tanda.

“Ellos al darse cuenta que me iba a incorporar empezaron a llamarme, a darme detalles. También excompañeros me han dado referencias, tengo ilustrado en mi mente lo que me voy a encontrar, estoy muy contento, deseo llegar pronto por allá, para darlo todo por el club, me han contado que la gente de Guatemala es agradable, hospitalaria”, contó Cambronero.