Sergio Alvarado.6 marzo, 2019
Santiago Solari estaría viviendo sus últimos días en el Real Madrid por decisiones como la de mantener en banca a Keylor Navas. Foto: AFP.
Santiago Solari estaría viviendo sus últimos días en el Real Madrid por decisiones como la de mantener en banca a Keylor Navas. Foto: AFP.

Génesis reza en su primer capítulo que Dios creó al mundo en solo seis días y en el séptimo descansó. Santiago Solari, técnico del Real Madrid, seguro no lo entendió muy bien porque hizo todo lo contrario.

El Indio destruyó en solo siete días al Real Madrid y muchos aficionados rezan porque lo manden a descansar.

Al contrario de las obra que creó Zinedine Zidane en el cuadro merengue, llevando al madridismo al paraíso al ganar tres ligas de campeones consecutivas, Solari en menos de una semana lo perdió todo. La Champions al caer 4-1 ante el Ajax, la Liga y la Copa del Rey, una casi cada dos días.

El miércoles pasado fue el primer golpe. Solari no creó el día, mas sí la noche al caer 3-0 ante el Barcelona en la Copa del Rey con Keylor Navas incluido.

Después dejó ir la Liga con otra derrota ante los culés el sábado anterior (ambas derrotas en su estadio), esta vez por 1-0, que puso 12 puntos de ventaja entre ambos equipos.

El Barcelona festejó dos veces en cuatro días ante el Real Madrid, lo que aceleró la caída de Solari. Foto: AP.
El Barcelona festejó dos veces en cuatro días ante el Real Madrid, lo que aceleró la caída de Solari. Foto: AP.

Al final quedaba la última ilusión, la Champions, el trofeo que salvó la temporada merengue los últimos tres años, pero fue una humillación más.

Este martes perdió 4-1 ante el novel cuadro holandés, así que mientras Dios tenía listo el mundo con todo y paraíso, Solari convirtió en una semana al estadio Santiago Bernabéu en la sede del infierno blanco, con tres sonoras derrotas al hilo.

En siete días, el Madrid recibió ocho goles en su estadio y anotó solo uno, además exhibió una de las semanas más vergonzosas en la historia del club, golpeado primero dos veces por su archirrival y con el equipo mareado, el Ajax entró a liquidarlo con facilidad en un partido en el que la goleada pudo ser mucho mayor y el descuento fue no más obra de la casualidad.

El libre albedrío del presidente Florentino Pérez le salió muy caro a su club. El presi tomó el camino incorrecto para muchos al dejar ir al técnico tricampeón de Champions y a la figura que le marcaba 50 goles por temporada (Cristiano Ronaldo) para contratar a uno que recibe 50 goles por temporada (Thibaut Courtois).

“Me quede esperando a los jugadores porque son tricampeones de Europa”, Santiago Solari
Courtois y los jugadores merengues se quedaron sin explicación a la humillación que les dio en Madrid el Ajax. Foto: AFP.
Courtois y los jugadores merengues se quedaron sin explicación a la humillación que les dio en Madrid el Ajax. Foto: AFP.

Si bien es cierto, el responsable en el campo de las decisiones merengues es Solari, las líneas que tira el presidente desde la oficina son muy claras, como su deseo que el meta belga juegue sobre el costarricense Keylor Navas, quien se ganó el respeto en Madrid a base de trabajo.

Poco puede hacer un técnico cuando un portero recibe un gol como el cuarto pepino del Ajax este martes al 74.

El tiro libre del danés Lasse Schöne es muy bueno, pero entra adonde estaba parado Courtois, por lo que se vuelve su responsabilidad, sobre todo porque cae en el momento cuando el Real había descontado e ilusionaba a su afición con una histórica remontada, pese a que ya los goles de Hakim Ziyech al 7, David Neres al 18 y de Dusan Tadic al 62 lo tenían contra las cuerdas.

Así como las opciones del Madrid quedaron sepultadas, muchos esperan que las de Solari lo estén también, el hombre que será recordado como el que enterró a los merengues en una semana de espanto.

Sigue la Champions
La Champions League sigue este miércoles con los entre el Porto y la Roma con ventaja de los italianos 2-1 en la ida y el PSG recibiendo al Manchester United con global de 2-0 para los franceses. Ambos duelos son a las 2 p. m. hora tica.