Luis Quirós.14 marzo

Wálter Centeno, técnico de Saprissa, cree que las mejengas de este fin de semana debieron suspenderse debido a la pandemia del coronavirus que afecta a todo el mundo.

“En mi opinión, estos partidos no debieron jugarse, primero está la salud de las personas, esto por el contagio que se puede presentar en el caso de los jugadores. Veamos que casi en todo el mundo el fútbol está detenido”, comentó Paté después de empatar 1-1 ante Pérez Zeledón.

A Wálter Centeno le gustó más lo que vio en el segundo tiempo. Foto de Jorge Castillo
A Wálter Centeno le gustó más lo que vio en el segundo tiempo. Foto de Jorge Castillo

Este duelo, al igual que todos los de la fecha, se jugó a puerta cerrada, algo que no le hace gracia al exvolante.

“El futbolista siempre necesita el respaldo de su afición porque todos somos parte de este deporte, pero bueno, se tomó la decisión de hacerlo así por lo que está pasando y lo acatamos, pero lo dije atrás y lo repito, creo que era mejor no jugar”, insistió.

Ya hablando puramente de los futbolístico, Centeno cree que su equipo, pese al empate, está jugando muy bien.

“Salgo satisfecho con el trabajo de los muchachos, tuvieron que hacer un gran esfuerzo porque en algún momento Pérez nos complicó, pero me sigue gustando la forma en que juega mi equipo. Creo que divierte a unos, tal vez a otros no, pero un punto siempre es bueno, entendiendo que tuvimos opciones sobre todo en el segundo tiempo para llevarnos los tres, pero bueno, seguimos creciendo”, comentó Walter.

Jean Carlo Agüero y Michael Barrantes tuvieron muy marcado al argentino Alexis Ramos. Foto de Jorge Castillo
Jean Carlo Agüero y Michael Barrantes tuvieron muy marcado al argentino Alexis Ramos. Foto de Jorge Castillo

“Creo que en el primer tiempo no fuimos lo suficientemente profundos, porque nuestros laterales no tuvieron muchos mano a mano y por eso jugamos un poco hacia atrás. En el segundo tiempo hubo más lucha en ese tema y por eso Johan Venegas le puso más trabajo a los defensas tirado a la izquierda. Eso nos ayudó para controlar el juego”, expresó el morado.