Silvia Núñez.19 octubre, 2017
La presentadora de ¡Qué buena tarde!, Keyla Sánchez, tenía cinco años de vivir con su novio y padre de su hijo. Foto de: Diana Méndez.
La presentadora de ¡Qué buena tarde!, Keyla Sánchez, tenía cinco años de vivir con su novio y padre de su hijo. Foto de: Diana Méndez.

La presentadora del programa "¡Qué buena tarde!", de canal 7 Keyla Sánchez ha tenido que jugársela bonito durante estos días para salir bien sonriente frente a las cámaras, ya que su corazón está muy triste.

La guapa ramonense tiene una semana de haberse separado de su pareja, el futbolista Carlos Hernández y con quien tiene un hijo, Thiago, de 3 años.

La también locutora del programa "El Circo", de la emisora OK (105.5 F M) confirmó que ésta vez la decisión es definitiva y que por ella no hay vuelta de hoja.

La pareja tenía cinco años de relación y debido a la decisión, el jugador tuvo que alistar las maletas y devolverse a la casa de sus tatas.

Conversamos con "Key" sobre la situación y confesó que está muy tranquila, en la medida de lo posible. Según la guapa, la decisión la venían valorando desde hace un tiempo.

Carlos Hernández, actualmente está jugando con el equipo de la UCR. Tomada de Facebook
Carlos Hernández, actualmente está jugando con el equipo de la UCR. Tomada de Facebook

–¿Es cierto que está soltera?

–Sí, es verdad. Es un momento muy difícil que solamente la pareja y la familia saben lo duro que es, pero no puedo mentir, ya que estoy separada de Carlos.

–¿Por qué tomaron esa decisión?

–La relación venía con altibajos, como pasa en todas las relaciones, pero creo que lo mejor para ambos era distanciarnos. Terminamos con una relación que duró casi cinco años, la cual fue muy bonita, porque yo a la familia de Carlos la amo con todo mi corazón. Lo importante es que quedamos en tener una buena relación por Thiago.

Cuando no hay hijos involucrados es más fácil, pero cuando hay hijos de por medio tienes que terminar bien, como si fuera un amigo. Hay que pensar en el bienestar de él, por lo que trataremos de llevarnos bien y mantener el respeto mutuo.

Carlos es muy buen papá, pero la relación amorosa entre nosotros ya terminó y llevamos una semana separados.

–¿Trataron de solucionarlo?

– La separación es reciente, pero los problemas venían desde hace varios meses. Una vez que lo intentas con muchos métodos o formas y no funcionan, lo más sano y recomendable es la separación por el bien de todos.

Ya llevamos una semana separados y es muy duro, muy difícil. Es un proceso muy triste, aunque sé que el tiempo se encargará de sanar, de darnos paz y tranquilidad tanto a Carlos como a mí.

Keyla dedica su tiempo libre a jugar con su hijo Thiago, de 3 años. Foto: Diana Méndez
Keyla dedica su tiempo libre a jugar con su hijo Thiago, de 3 años. Foto: Diana Méndez

–¿A qué tipo de problemas se refiere? Ya ustedes se habían separado en una ocasión cuando Carlos estaba jugando en Venezuela (2016).

– La vez pasada fue por un pleito normal, pero no se trató de una separación definitiva en la que uno de los dos tiene que irse de la casa. Lo de las razones y los problemas que teníamos es algo muy íntimo, muy de nosotros, muy de pareja y obviamente, esos temas no los quiero tocar porque prefiero acordarme de los momentos bonitos de la relación.

En una relación uno aprende muchísimo de sus errores y de la otra persona. Durante estos cinco años hubo mucho aprendizaje para los dos, aunque de eso no me gustaría hablar.

–¿Peleaban mucho?

Fueron pleitos normales de pareja solo que uno, a cierta edad o en cierto momento, se vuelve más selectivo y se empieza a molestar por algunas cosas que antes tal vez no me molestaban. Creo que es por la madurez que una va adquiriendo. De Carlos no tengo nada malo que decir, de hecho él es un hombre extraordinario y le deseo lo mejor de la vida.

Yo me considero una muy buena mujer y Dios sabrá cómo, cuándo y dónde (de tener otra relación) pero por el momento me siento muy tranquila y soy feliz con mi hijo, con mi trabajo, con mi familia y en lo espiritual, estoy tranquila.

– ¿Usted se quedó en la casa con el niño?

– Sí, yo me quedé en la casa con Thiago, igual Carlos lo ve todos los días. Carlos es un gran papá y es superdedicado con Thiago, así que siempre saca su rato del día para jugar con él. Uno trata que después de la separación la vida de Thiago sea lo más normal posible.

La vida de él (su hijo) continúa. Un día escuché una frase muy linda y que yo le digo a Thiago en mis oraciones: ´Mi amor, la que perdió una pareja fue su mamá, usted no ha perdido a su papá'. Creo que es importante que él sienta el amor, el apoyo y la protección de su mamá y su papá siempre.

La guapa trabaja en que ¡Qué buena tarde! junto a sus grandes amigos Choché Romano y Yiyo Alfaro. Foto: Jose Cordero
La guapa trabaja en que ¡Qué buena tarde! junto a sus grandes amigos Choché Romano y Yiyo Alfaro. Foto: Jose Cordero

–¿Entonces es una separación definitiva?

– Sí, es definitivo porque de lo contrario no le estuviera dando la entrevista y hubiera esperado un poco más. La mayoría de gente cercana a nosotros lo sabe y nada gano con ocultarlo.

Cuando pasó la otra separación él estaba en Venezuela y fue muy diferente porque él no se encontraba acá, pero ahora hablamos las cosas de frente y sí le puedo confirmar que es una separación definitiva.

–¿Ahora qué viene?

–Así como siempre le agradecí a la gente que me mandaba bendiciones, oraciones y buenas vibras cuando estaba con Carlos, también les agradezco que me apoyen a mí y a él porque igual se merece lo mejor. Es un momento muy duro, pero vamos a seguir adelante.

La guapa aseguró que de momento no piensa en una nueva relación y que sólo Dios sabrá si volverá a creer en el amor. Foto: Diana Méndez
La guapa aseguró que de momento no piensa en una nueva relación y que sólo Dios sabrá si volverá a creer en el amor. Foto: Diana Méndez