Erick Quirós.10 septiembre, 2020

Los trajes del humorista Carlos Ramos, más conocido como Porcionzón, nunca pasan inadvertidos. Sin embargo el traje de jirafa que usó este martes durante el tour que se pegó al Ponderosa Adventure Park, nos llamó muchísimo la atención.

Y la curiosidad nos invadió no porque el chaine era igualito a la piel de los animalotes del cuello largo y que abundan en el parque de aventuras, ubicado en Liberia, sino porque le quedaba grande, como si hubiera sido prestado.

El humorista fue a celebrar el nacimiento de una jirafita llamada Zafira, que llegó a este mundo recientemente.

Porcio ya está con toda la pata tras recuperarse del accidente de tránsito que sufrió en mayo de este año y que lo mantuvo en el hospital durante un mes. Ya volvió a manejar y caminar.

Porcio gozó hasta más no poder en Ponderosa y dejó claro que está puras tejas. Cortesía.
Porcio gozó hasta más no poder en Ponderosa y dejó claro que está puras tejas. Cortesía.

Pero volviendo al traje, nos contó que no es prestado, lo tuvo guardado durante unos 10 años, ya que no lo usaba desde una de sus tantas intervenciones en El chinamo de Teletica. En ese momento, el humorista acostumbraba mezclar su show de comedia con extravagantes atuendos.

Después de eso pasó a usar disfraces que lo hicieron muy famoso como el de “Cachetenieves”, “La mujer cachetevilla” (la Mujer Maravilla), un gorila, un astronauta, una abuela con su nieto en la espalda, Maléfica y un montón más, que lo terminaron de poner entre los favoritos de la gente.

Pero, el año pasado Teletica ya no lo tomó más en cuenta para el programa. Ahora el humorista se prepara para iniciar un nuevo espacio de humor en radio Actual (107.1 F.M), junto a varios colegas.

Porcio nos contó cómo se ha sentido últimamente y detalles de su chaine tan particular.

–Llamó mucho la atención su traje, ¿de dónde salió?

Lo tenía desde hace más de diez años y fue un traje confeccionado a la medida. Fue uno de los que estrené en El chinamo, pero me quedó perfecto para promocionar a Ponderosa porque es de jirafas y aquí hay un montón y lindísimas.

–¿Cuáles reacciones causó el chaine?

Ha sido muy gustado, cuando anduve en el tour todo mundo quería fotos, todo con el protocolo que pide el ministerio de Salud, con mascarilla y con distancia, pero sí gustó bastante, hasta me dio miedo que un jirafo se confundiera y se me tirara encima al verme.

–¿Lo vacilaron mucho?

Sí, claro, no ve que la piel es como ver a una jirafa, es un diseño muy bueno.

–¿Cómo la pasó?

Puros dieces, porque aquí la hospitalidad y el trato son excelentes, el dueño es muy chineador y la pasé de maravilla.

El traje le queda grande porque está menos cachetón que de costumbre. Cortesía.
El traje le queda grande porque está menos cachetón que de costumbre. Cortesía.

–¿Usó el traje todo el tour o solo para las fotos?

Para el tour completo, en honor a la verdad sí es muy caliente porque el traje tiene forro, fue hecho por un modista muy bueno, entonces apenas terminé el tour me lo quité porque aquí estaba como a 32 o 34 grados.

–Se le ve un poco grande, ¿siempre fue así o ha bajado de peso?

Sí, es que bajé un poco de peso con todo lo del accidente y la recuperación en el hospital, perdí un poco de kilos, pero estoy en proceso de recuperación de los cachetes, que es lo que me caracteriza.

–¿Cuántos kilos perdió?

No fue tantísimo, diría que unos cuatro o cinco kilos, pero en aquél momento estaba más cachetón. Ahorita me siento muy bien, aunque la hospitalización me desgastó un poco. Ahora camino, manejo y ahí voy, ilusionado con lo nuevo que se viene con mi nuevo programa.

–¿Cómo va lo del programa?

Ya estamos en las últimas, visitando patrocinadores y prácticamente listos para arrancar el 1° de octubre con ‘El Chineadazo y la banda del Menecazo’, estamos seguros de que va a gustar muchísimo por el formato y por la calidad de humoristas que tiene.