Farándula

Sharon Segura pide que no le pregunten más si quiere tener bebé

La modelo pidió a sus seguidores ser más prudentes con ese tipo de preguntas

Escuchar este artículo

La modelo Sharon Segura tiene seis meses de casada con el cantante Daniem (nombre artístico de Daniel Mora) y una de las preguntas más frecuentes que le hacen sus seguidores es: ‘¿y el bebé para cuándo?`.

La influencer hizo el jueguito de preguntas en su cuenta de Instagram, y para variar solo le preguntaban ¿si quiere ser mamá?, ¿si ya están planeando tener bebe?, ¿si quiere quedar embarazada pronto? Es decir, muchas eran sobre el mismo tema.

Sharon aclaró que ambos sí quieren ser papás, pero que “todavía no” porque primero tienen otros planes como pareja.

Además, le dijo a sus seguidores que a la hora de hacer ese tipo de preguntas deberían ser muy prudentes porque no saben si ellos o alguna otra pareja tiene tiempo pulseando quedar embarazados y no pueden.

“De verdad a veces la gente no dimensiona lo que una pregunta como esa puede traer. Por ejemplo, ustedes no saben si Danny y yo tenemos mucho tiempo de estar intentando ser papás y no lo hemos logrado y eso es doloroso, o peor aún, no saben si tenemos alguna condición que por el momento no nos permite ser papás, tanto física como sicológica u hormonal, o lo que sea, y que muchas parejas viven a diario y conozco muchas parejas que lo viven a diario, y es muy doloroso porque siempre les hacen la misma pregunta, entonces, los invito a ser más prudentes con esas preguntas”, dijo en un video.

Antes de casarse la pareja vivió bajo el mismo techo por varios meses, por eso quizá muchos de sus seguidores se preguntan el por qué todavía no tienen hijos.

En el juego también le consultaron que qué iba a hacer con la plata que recolectó al vender su ropa usada el fin de semana y la pregunta por lo visto le molestó.

“Me gustaría saber por dónde viene esta pregunta, porque qué hace uno con el dinero sino es gastarlo, pagar cuentas, cosas, ahorrarlo, irse de viaje, lo que sea”, respondió.

Antes de eso contó que logró vender todo lo que había sacado de su clóset y que solo le quedaron unos vestidos de gala para alguien bien delgado. Es decir, todo se le fue como pan caliente. ¡Buen negocio!

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.