Karen Fernández.5 noviembre
Los niños es común que confundan algún químico almacenado en una botella de refrescos, por eso nunca los guarde ahí. Foto: Graciela Solis
Los niños es común que confundan algún químico almacenado en una botella de refrescos, por eso nunca los guarde ahí. Foto: Graciela Solis

Entre enero y junio del 2019 el Centro Nacional de Intoxicaciones recibió 1.134 casos de intoxicaciones en niños entre cero y tres años. O sea, cada dos horas y 40 minutos se intoxica un chiquito en Costa Rica.

El cloro, la acetaminofén, el clonazepam (antidepresivo) y la colonia infantil son las principales causas de intoxicación, explicó la doctora Viviana Ramos, directora del Centro Nacional de Intoxicaciones.

De ese montón de casos, 7 de cada 10 se dan por el descuido de los padres, el cual se genera por pura negligencia, alimentada por la falta de información.

Dra. Olga Arguedas, directora del Hospital de Niños habla sobre intoxicaciones en menores

Los niños son rapidísimos, usted los descuida un segundo y cuando se da cuenta ya están haciendo algo que podría ponerlos en peligro, por eso las autoridades del Hospital de Niños hicieron un llamado a estar muy atentos, principalmente en vacaciones, época en la que se incrementan las emergencias en el hogar.

Para que no se lleve un sustote, evite guardar los desinfectantes en envases que los niños puedan confundir con algo conocido y que les guste.

Guarde los medicamentos y químicos en un lugar alto y bajo llave, para que no se los encuentren por accidente y se las tomen.

Nunca le diga a un niño que una pastilla es un confite, porque cuando estén solos y se las encuentren, se las tomarán pensando que es una golosina.

Al pintar, fumigar o usar productos agrícolas en el jardín, mantenga el área ventilada y a los niños lejos.

No deje a los menores cerca del bolso porque podría encontrar productos dañinos para la salud, como perfumes, quitaesmalte, pastillas, entre otros.

Pero, ¿sabe usted qué hacer en caso de que su niño se intoxique? Acá le explicamos porqué algunos remedios caseros no son tan efectivos.

Dra. Viviana Ramos da consejos de porqué no debemos dar leche o limón en una intoxicación

Desde hoy se habilitó la página www.prevengamosintoxicaciones.com o en “Feis” Prevengamos intoxicaciones con más consejos. Y en caso de una emergencia por esta causa llame al 9-1-1 o al 800-intoxica (800-4686-9422).
Mitos y realidades
  • Leche como antídoto. La leche no contrarresta la intoxicación. En algunos casos puede disminuir la irritación del estómago, pero en otros más bien puede ayudar a absorber más rápido el tóxico.
  • Bicarbonato con limón o aplicado directamente en las picaduras. El limón, por ser ácido, aumenta la irritación gástrica y si lo combina con bicarbonato de sodio no ayuda a disminuir el efecto. En la piel solo la irritará más.
  • Orines para “aguas malas”. No se ha demostrado que esta práctica sea efectiva. En caso de contacto con una agua mala lave la zona con mucha agua de mar, para inhibir la acción tóxica. No use agua dulce porque más bien ayuda a absorber mejor el veneno.
  • Leche materna o manzanilla para intoxicación en los ojos. Lo adecuado en estos casos es lavar los ojos con abundante agua y aplicar gotas para los ojos. Cualquier otro líquido no hace nada.
  • Provocar el vómito. El hacer que la persona vomite para sacar el tóxico del cuerpo no es bueno, porque dependiendo de lo que tomó, puede afectar doblemente la garganta, haciendo pasar el cloro o desinfectante dos veces por el mismo lugar. Además podría írsele por la nariz a los bronquios.
  • Alcohol para intoxicaciones por la piel. Si le cae algún químico en la piel, debe lavar con mucha agua antes de poner cualquier otra cosa. Es el descontaminante más seguro.
  • Ácido no se debe lavar con agua. Las quemaduras químicas deben lavarse de inmediato para eliminar cualquier toxina que quede en la piel y disminuir las lesiones.
  • Aguarrás y gasolina contra mordeduras de serpientes. A las mordeduras de serpiente no debe echarles ningún producto, solo lavarlas con agua y jabón. La aplicación de algún combustible puede causar quemaduras y aumentar el riesgo de infecciones en la zona afectada.
  • Hacer torniquete para evitar avance de veneno. El lavado con agua y jabón y la inmovilización de la pierna o brazo afectado es lo correcto de hacer, pero solo el hospi o ebáis deben manejar la intoxicación, el torniquete casero no detiene el avance del veneno en la sangre. Si usted trata de chupar el veneno para sacarlo, se puede envenenar.
  • Tomar cloro mata. El tomar cloro doméstico causa irritación en las paredes del estómago, su olor y sabor provocan náuseas y vómitos. El cloro industrial produce quemaduras y sangrados en el estómago.
  • Usar botellas de fresco para guardar químicos no es peligroso. No se deben reutilizar botellas de refrescos para guardar químicos o desinfectantes, aunque se rotulen, los niños o abuelitos puede que no lo lean y se guían por la botella y eso impide saber los componentes tóxicos de lo que se tomó, para una atención más oportuna.
  • Los alacranes son muy venenosos. El envenenamiento por un alacrán en Costa Rica no ha provocado casos de alta gravedad, pero las personas alérgicas sí deben tener mucho cuidado.
  • Para eliminar los piojos se ponen plaguicidas, alcohol, ácido bórico y gasolina. Estas sustancias se absorben por la piel y la nariz y pueden intoxicar severamente al menor.
Dra. Viviana Ramos, directora del centro de intoxicaciones; Dra. Olga Arguedas, directora Hospital de Niños y Rodolfo Meneses, abogado del Pani
Dra. Viviana Ramos, directora del centro de intoxicaciones; Dra. Olga Arguedas, directora Hospital de Niños y Rodolfo Meneses, abogado del Pani