Rocío Sandí.15 agosto, 2020

Karen Zúñiga empezó a sentir prácticamente al mismo tiempo los síntomas de que estaba embarazada por segunda vez y del temido covid-19.

El susto de Zúñiga, quien vive en San Juan de Dios de Desamparados, se intensificó cuando a uno de sus hermanos y a su mamá les dijeron que estaban contagiados de coronavirus.

La valiente mamá le pide todos los días a la Negita que la cuide a ella y a su familia. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.
La valiente mamá le pide todos los días a la Negita que la cuide a ella y a su familia. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.

“Tuve un atraso en el periodo y me empezaron a dar nauseas, pero decidí esperar un poco para confirmar si de verdad estaba embarazada. Cuando tenía 16 días de atraso (20 de julio) me empezaron a dar síntomas de covid, sentía mucho dolor de cuerpo y me daba fiebre. Me asusté mucho porque un hermano mío estaba con una gripe muy fuerte y mi mamá tenía dolor de garganta.

“Todos vivimos en la misma propiedad y como yo había tenido contacto con mi mamá me preocupé porque era casi seguro que se trataba de un brote de coronavirus. El 22 de julio le dieron el resultado a mi hermano y era positivo, entonces mi mamá y yo nos fuimos a la clínica Marcial Fallas a que nos hicieran la prueba. A mi mamá sí se la hicieron (días después le dijeron que era positiva), pero a mí no porque me dijeron que era poco probable que lo tuviera, pese a la fiebre y al dolor de cuerpo que sentía. Lo que sí me hicieron fue un examen de sangre.

“El resultado me lo dieron hasta las once de la noche y me dijeron que la prueba de embarazo había dado positiva y me solté a llorar porque sabía que sí tenía covid, que era casi un hecho, por lo que el embarazo se podía complicar”, relató.

En esos días el Ministerio de Salud informó que cuando un miembro de una familia da positivo para coronavirus y un familiar con el que tuvo contacto presenta síntomas, automáticamente se declara contagiado por nexo, por lo que Karen fue declarada oficialmente con covid.

Karen Zúñiga: “Este será un 15 de agosto diferente para mí, lleno de alegría y agradecimiento con Dios”.
Karen, Moisés y Amanda están felices de saber que pronto tendrán en casa a un bebé. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.
Karen, Moisés y Amanda están felices de saber que pronto tendrán en casa a un bebé. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.
Amenaza de aborto

La mamá tomó las previsiones que pudo para no contagiar a su esposo, Moisés García ni a su hija Amanda, de cinco años, por lo que les pidió estar lo más alejados posible de ella y por fortuna ninguno presentó síntomas.

El miércoles 29 de de julio Karen amaneció con fuertes contracciones y llamó al doctor que había estado pendiente de la salud de su mamá, quien le mandó una ambulancia de inmediato.

“Me llevaron a la Marcial Fallas y me dijeron que tenía una amenaza de aborto. Como yo estaba contagiada el doctor me dijo que no podían meterme a la clínica a hacerme un ultrasonido como se hace normalmente, entonces acondicionaron un cuarto en emergencias y ahí me revisaron.

“Me hicieron un ultrasonido y pude escuchar el corazoncito de mi hijo, sentí tanta alegría que se me salieron las lágrimas, supe que pese a todo mi bebé estaba bien. Me mandaron para la casa y me dijeron que guardara reposo; las contracciones me duraron dos días más, pero cada vez fueron más leves”, relató Zúñiga.

La mujer contó que ese día le hicieron la famosa prueba del covid en la Marcial Fallas, pese a que un doctor le dijo después que era innecesaria porque ya estaba establecido su contagio por nexo. Días después la llamaron del Ministerio de Salud para confirmarle el diagnóstico positivo por medio de la prueba de laboratorio.

La mamá dice que para ella su familia es el mayor tesoro que tiene. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.
La mamá dice que para ella su familia es el mayor tesoro que tiene. Foto: Cortesía de Karen Zúñiga.
Volvió la paz

Con el pasar de los días, Karen se fue sintiendo mejor y más fuerte, las contracciones se fueron y también el dolor de cuerpo y la fiebre.

El 6 de agosto a ella y a sus familiares les levantaron la orden sanitaria cuando comprobaron que todos estaban recuperados. En total fueron cinco los que enfrentaron el virus: ella, dos hermanos, la mamá y un cuñado.

“Ahora que ya todos estamos bien siento una alegría enorme de saber que seré mamá de nuevo. Mi hija está como loca por saber si tendrá a un hermanito o a una hermanita, a cada rato viene y me abraza y me da besos en la panza.

“Me siento muy afortunada de poder celebrar un Día de la Madre más después de un susto tan grande, de verdad que me siento muy bendecida de que todos en mi familia hayamos podido enfrentar la enfermedad y salir adelante.

“Soy creyente en Dios y todos los días les pido a Él y a la Negrita de los Ángeles que proteja a toda mi familia y que mi embarazo se dé bien para pronto abrazar a mi bebé”, expresó.

La feliz mamá dice que ya sacó una cita para poner en control su embarazo, ya que por la cuarentena no había podido, la primera revisión será el próximo 19 de agosto.

9 semanas de embarazo tiene la valiente
Pese que ya Karen había sido declarada con covid por nexo le hicieron la prueba y dio positiva. Foto: Shutterstock.
Pese que ya Karen había sido declarada con covid por nexo le hicieron la prueba y dio positiva. Foto: Shutterstock.