Yenci Aguilar Arroyo.29 abril
Estilistas creen que la creación del colegio les ayudaría en su trabajo diario. Archivo / Diana Méndez.
Estilistas creen que la creación del colegio les ayudaría en su trabajo diario. Archivo / Diana Méndez.

El proyecto de ley de la diputada Marulin Azofeifa, en el que propone la creación de un colegio profesional para estilistas, tiene divididos a los profesionales en este campo.

Hablamos con dos estilistas, ambas con más de 14 años de ejercer el estilismo, y mientras una está de acuerdo, la otra cree que más bien los perjudica.

Vanessa Sánchez es estilista desde hace 25 años. Tiene un salón en Purral, Goicoechea y hace visitas a domicilio. Afirmó que aunque está afiliada a Fecoprobe (organización que brinda certificaciones de calidad a estilistas), cree que la creación de un colegio serviría para brindar becas y otros apoyos a los estilistas.

“Siempre estoy capacitándome, pero considero que el colegio podría ayudarle a otros colegas a salir a flote. Hay muchos salones y se podría regular el ejercicio y también podrían darnos apoyo legal si lo llegáramos a necesitar”, expresó.

Sharon Castro, propietaria del salón Hair Studio, ubicado en Moravia, considera que el proyecto viene a perjudicar el trabajo de muchos estilistas.

“Muchos nos formamos en academias privadas y la diputada está pidiendo que todos estemos certificados por el INA. Además, nos obligaría a pagar una cuota al colegio cuando ya pagamos impuestos y con la reforma fiscal tendremos que pagar más por los alquileres", aseguró.