Karen Fernández.26 agosto, 2018
Desiré Picado y Delfina Víquez cuenta que con una buena actitud y el apoyo familiar se logra salir adelante de la enfermedad. Foto: Cortesía.
Desiré Picado y Delfina Víquez cuenta que con una buena actitud y el apoyo familiar se logra salir adelante de la enfermedad. Foto: Cortesía.

Entre un 40% y un 60% de las pacientes con cáncer de mama del tipo hormonal, no necesitan quimioterapia, como se les estaba aplicando hasta hoy, lo cual es muy importante por todos los efectos secundarios que implica este tratamiento.

Así lo afirma el médico español Javier Cortés, líder del departamento de cáncer de mama y tumores ginecológicos del Hospital Universitario Ramón y Cajal en Madrid, España, quien vino a dar una charla sobre estas novedades a Costa Rica.

El estudio, cuya duración fue de cuatro meses y se realizó a más de cuatro mil mujeres, dejó en evidencia dichos resultados, además de la existencia de tratamientos más específicos contra la proteína HER2, responsable de otro tipo de tumores y que con la combinación adecuada de medicamentos las pacientes se pueden curar cuando el cáncer está localizado o pueden brindarle una buena calidad de vida por muchos años en caso de que no se cure.

1145 pacientes se diagnostican en Costa Rica con cáncer de mama cada año

Cortés insistió en la importancia de un diagnóstico temprano, de hacerse la mamografía y mantener una buena condición física porque cuando se detecta a tiempo, es curable la mayoría de las veces.

“Cero miedo, es cuestión de estar alerta, hacerse las revisiones médicas cuando les corresponda y con mucha tranquilidad. Eso ha ayudado a disminuir la mortalidad del cáncer de mama los últimos años. También se debe seguir trabajando en la biología molecular, el conocimiento de qué es el cáncer de mama y cuáles son los distintos tipos de la enfermedad para poder individualizar el tratamiento”, explicó el español.

500 mil personas mueren en el mundo al año por cáncer de mama
Sí se puede

Pese a lo duro que es, tanto, recibir el diagnóstico como enfrentar el tratamiento, dos pacientes sobrevivientes al cáncer de seno, compartieron su testimonio para animar a quienes lo están recibiendo en estos momentos.

“En la vida hay un antes y un después del cáncer. A mí me afectó para bien porque me enseñó que puedo lograr grandes cosas. Entiendan que la vida no se acaba, esto es un desierto que se debe pasar, no es fácil, pero sí se sale adelante”, explicó Delfina Víquez.

Otro aspecto importantísimo es el apoyo familiar, para Víquez este puede significar un 60% de la recuperación.

“Contar con el apoyo de familia y amigos que te acompañen a las citas, sin sobreprotegerte hace más llevadera la carga. Hay muchas a las que sus esposos las abandonan y les cuesta más superar la enfermedad”, añadió doña Delfina.

Ella también recordó no estresarse, pues este es un factor detonante del cáncer.

“Tengo diez años de haber sobrevivido la enfermedad y me ayudó agarrarme de la mano de Dios, mi actitud positiva y que me cuido haciendo ejercicio y alimentándome bien”, contó Desiré Picado.