Nacional

La variante delta del covid-19 es silenciosa y más contagiosa

Esa mutación ya está en Costa Rica, fue encontrada en 16 personas contagiadas de coronavirus

La llegada de la variante delta del covid-19 a Costa Rica enciende todas las alarmas, ya que es la mutación más contagiosa que se ha detectado a nivel mundial.

Fue descubierta en la India en octubre del 2020 y se esparció por todo el mundo muy rápido. Las autoridades de Salud de Costa Rica habían dicho que era cuestión de tiempo para que llegara al país y este martes el ministro de Salud, Daniel Salas, anunció que ya está aquí.

Según el reporte se han detectado 16 casos positivos de delta: 12 costarricenses y cuatro extranjeros. Tres de los pacientes ya estaban vacunados: dos con Pfizer y uno con Johnson y Johnson. Ninguna de las personas ha necesitado hospitalización.

Cinco de los casos son de Alajuela: dos San Carlos, uno de Alajuela centro, otro de Guatuso y otro de San Ramón. En San José hay cinco casos: tres en el cantón central, uno en Desamparados y uno en Pérez Zeledón.

En Puntarenas se detectaron dos casos: uno en el cantón central y otro en Corredores. En Heredia hay dos casos: uno en el cantón central y otro en Barva; en Limón hay un contagio de delta en el cantón central y en Cartago uno en El Guarco.

Los pacientes se identificaron entre las semanas epidemiológicas 24 (13 al 19 de junio) y 27 (4 al 10 de julio). Siete personas ya superaron la enfermedad y nueve aún están en proceso de recuperación.

Pero, ¿por que es tan peligrosa esta variante del covid-19?

Los científicos que la han analizado aseguran que esta mutación del virus es un 60% más contagiosa que la variante Alfa (descubierta en Reino Unido), la cual era hasta el momento la más contagiosa.

“Esta variante tiene una mutación en una proteína llamada espícula y le da al virus una mayor eficiencia a la hora de encontrar un receptor, es como conseguir una llave más exacta para una cerradura porque se le escapa más al sistema inmune.

“También es mucho más eficiente multiplicándose, así que si una persona contagiada habla, grita, tose o estornuda va a lanzar por la boca una mayor carga viral”, explicó el epidemiólogo de la UNA Juan José Romero.

“Ademas, se ha visto que aumenta la posibilidad de que las personas enfermen al contraer el virus. Esto aplica también para personas que ya hasta están vacunadas con sus dos dosis; sin embargo, de momento pareciera que la eficacia de las vacunas de no permitir que las personas agraven se mantiene con esta variante, por lo que ayudaría a que quienes se contagien no lleguen a una unidad de cuidados intensivos”, agregó.

¿Esta variante produce los mismos síntomas que las demás?

Ese es otro de los motivos que preocupa, que esta variante da menos señales y se parece más a una gripe normal, lo que podría hacer que la gente se confíe y no se haga la prueba para detectar el virus pensado que pronto los síntomas desaparecerán; sin embargo, durante ese tiempo estaría propagando la enfermedad.

El Inciensa informó este martes que los síntomas más comunes de esta variante son la fiebre, que la experimentan 22 de cada 100 personas contagiadas; le sigue la tos (20 de cada 100) y luego está el dolor de cabeza (16 de cada 100).

Después están otros padecimientos que son menos comunes como el dolor de garganta, de cuerpo, de articulaciones, congestión nasal, debilidad, escalofríos, vómito, dificultad respiratorio y la pérdida del olfato, estos últimos cinco síntomas se presentan en solo 2 de cada 100 casos.

¿Cómo podemos protegernos de esa mutación?

El epidemiólogo Juan José Romero dice que la forma más eficaz de protegerse contra esta variante del coronavirus es precisamente seguir los protocolos establecidos desde el inicio de la pandemia.

“Es cierto que la variante es mucho más contagiosa, pero tampoco traspasa paredes ni es que ahora en lugar de tener que guardar dos metros de distancia con los demás tenemos que guardar cuatro, si aplicamos como debe de ser los protocolos que ya conocemos no tenemos porqué contagiarnos.

“El lavado de manos, la mascarilla, el distanciamiento social y el no romper las burbujas sociales es lo único que nos puede mantener a salvo”, explicó.

El especialista dice que es fundamental que siga la vacunación para llegar lo antes posible a la inmunidad de rebaño.

“La gente debe vacunarse y debe recibir las dos dosis, eso es fundamental, con una no es suficiente. Otra cosa que hay que tener muy claro es que no podemos permitir que las vacunas nos den una falsa sensación de seguridad que nos haga bajar la guardia con las medidas sanitarias, ¡Dios guarde!, aunque se reciban las dos dosis hay que seguir respetando los protocolos”, aseguró Romero.

Rocío Sandí

Rocío Sandí

Licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana; Periodista de la Universidad Internacional de las Américas, con experiencia en Sucesos, Judiciales y Nacionales. Antes trabajó en La Nación y ADN Radio.