Karen Fernández.28 enero
Cuatro equipos atendieron la cesárea. Foto Cortesía hospital México
Cuatro equipos atendieron la cesárea. Foto Cortesía hospital México

Karina, Paula Arianna y Monserrat son unas cuatrillizas que llegaron a este mundo la mañana de este lunes 28 de enero por medio de una cesárea y en buenas condiciones de salud, tan solo con apoyo respiratorio leve.

Así lo confirmaron las doctoras Lucía Sandoval, jefa de obstetricia y Guadalupe Maroro, jefa de Neonatología del hospital México, quienes estuvieron presentes en la cesárea programada para las nueve de la mañana.

Cuatro equipos, de cuatro personas cada uno, participaron en el nacimiento de estas bebitas que ya son parte de la historia médica pues las cuatro se desarrollaron de forma natural de un solo espermatozoide. Decimos esto porque la doctora Sandoval asegura que no hay nada en los libros que hable sobre este tipo de gestación.

Las cuatrillizas, que por lo antes explicado serían idénticas, tenían 32 semanas de gestación, algo que también es poco común en los embarazos múltiples, que normalmente finalizan antes. Una muy buena señal que les permitió llegar con toda la pata, así como a su mamita, Jerlis Vásquez Briceño, de 36 años.

Guadalupe Maroto, jefa de Neonatología del hospital México, explicó los detalles del nacimiento de las cuatrillizas. También compatiró información Lucía Sandoval, jefa de Obstetricia. Foto: Jorge Castillo.
Guadalupe Maroto, jefa de Neonatología del hospital México, explicó los detalles del nacimiento de las cuatrillizas. También compatiró información Lucía Sandoval, jefa de Obstetricia. Foto: Jorge Castillo.

Karina fue la primera que nació, lo hizo a las 9:33 de la mañana y pesó 1.170 gramos; la segunda fue Paula, quien llegó dos minutos después, con un peso de 1.370 gramos; en tercer lugar llegó Arianna, quien no quiso esperar mucho y a las 9:36 salió pegando gritos como sus otras hermanas, ella pesó 1.400 gramos y finalmente llegó el turno de Monserrat, que llegó a este mundo a las 9:38 de la mañana y pesó 1.470 gramos.

Son pocos los datos que se tienen de estas nuevas princesitas que llegan a Costa Rica cuando el país registra más de cinco millones de habitantes.

Ellas pronto se irán a Liberia, Guanacaste, donde está su casita. Allí se juntarán con dos hermanitos, Matías de seis añitos recién cumplidos y Kristhel de 13 años.

Las niñas nacieron cada una en su propia bolsita amniótica y pegadas a una misma placenta.

Karina, Arianna, Monserrat y Paula nacieron con buen estado de salud. Foto: Cortesía Hospital México
Karina, Arianna, Monserrat y Paula nacieron con buen estado de salud. Foto: Cortesía Hospital México

Jerlis se encuentra internada en el México desde el 25 de enero anterior y, según la doctora Sandoval, fue hasta los seis meses que empezó el control en el centro médico josefino, pese a eso su evolución fue perfecta.

“Ella nunca requirió ningún tratamiento, ni siquiera estuvo internada por una amenaza de parto prematuro. La internamos en la semana treinta y dos porque por la edad, si se pasaba de ahí, aumentaba el riesgo tanto para las bebés como para la madre de que desarrolle hipertensión o diabetes”, explicó la obstetra.

“Las primeras 48 horas son críticas, pero para ser cuatro están bastante bien", dijo la doctora Guadalupe Maroto.

No todos los bebés ganan peso a la misma velocidad, por lo que se desconoce cuándo les estarían dando la salida.

Maroto indicó que en dos días se les intentará dar alimentación, idealmente leche materna, pero deberán esperar a ver si la madre la produce.

“Los prematuros suelen presentar problemas digestivos, hemorragias, bajonazos de azúcar o de calcio e infecciones”, Guadalupe Maroto, jefa de Neonatología.

El último nacimiento de cuatrillizos fue en el 2013.