Eduardo Vega.Hace 4 días

El Hospital Nacional de Niños (HNN) hizo un nuevo llamado de atención a padres, madres y encargados de cuidar a los pequeñitos de la casa, con el objetivo de evitar quemaduras, especialmente por líquidos o comidas que se calientan en la cocina.

de hace muchas semanas varias instituciones se unieron para advertir que las quemaduras de los niños en su mayoría se pueden evitar. Cortesía.
de hace muchas semanas varias instituciones se unieron para advertir que las quemaduras de los niños en su mayoría se pueden evitar. Cortesía.

El doctor Carlos Jiménez Herrera, director del HNN, dijo que se debe insistir en medidas preventivas como la colocación de barreras (una tabla por ejemplo) para que los pequeñitos no puedan entrar a la cocina.

Trasladas laboratorio clínico. A partir del lunes 14 de enero el laboratorio clínico de la consulta externa del Hospital San Juan de Dios se ubicará en el edificio anexo del centro médico, localizado al costado sur del parque “La Merced”. Este traslado será temporal mientras se remodelan las instalaciones ubicadas en la planta principal de la Consulta Externa.

El médico dijo que tienen comprobado que la mayor parte de las quemaduras de niños se dan cuando estos se meten a la cocina, justo en los horarios en los que se están preparando los alimentos, también aumentan las quemaduras en los meses en que los chiquillos están de vacaciones: diciembre, enero, abril y julio, por eso es prudente colocar una tabla que sirva de barrera para evitar quemaduras.

En el 2018, el Hospital de Niños atendió a 304 menores con lesiones provocadas por quemaduras y entre fin y principio de año, a cinco niños quemados con café, agua caliente, tamales y chicarrones, todos se se encuentran hospitalizados.

Dos quemados por día

De acuerdo con información del área de estadísticas de salud de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), diariamente ingresan 2,3 pacientes con quemaduras a los diferentes hospitales.

Los datos confirman que en el 2017 se hospitalizaron a 863 pacientes con quemaduras, de los cuales 555 eran hombres y 308 mujeres. Esto quiere decir que por cada mujer hospitalizada ingresan casi dos hombres. Las partes del cuerpo más afectadas son el pecho y el estómago, el tobillo pie, la cabeza, el cuello, las muñecas y el miembro superior.

Los hospitales que concentraron la mayor cantidad de pacientes fueron los hospitales Nacional de Niños, el San Juan de Dios y el Monseñor Sanabria de Puntarenas.

En cuanto a los chiquitos, los más afectados con quemaduras tienen entre uno y nueve años de edad.

Brujos con unidad de quemados. El servicio de cirugía pediátrica del hospital Max Peralta de Cartago puso en marcha un programa para el manejo de menores quemados que ha brindado atención a la totalidad de los casos recibidos en los últimos meses con excelentes resultados para el paciente y su familia.

En los adultos, se observa un pico entre los 20 y 44 años con 115 casos, lo que de acuerdo con los expertos demuestra que este tipo de lesión está directamente relacionada con la actividad laboral que realizan las personas.

Si se analiza el tema por las atenciones dadas en los servicios de urgencias y emergencias, se aprecia que, en el 2017, se atendieron 7.485 casos lo que da un promedio de 20,5 casos por día en los diferentes áreas y hospitales del país.

Siga este consejos para evitar una quemadura
  • Tenga cuidado a la hora del baño y siempre trate de que el agua caliente se ponga después del agua fría.
  • Mientras el agua caliente se vierte sobre la bañera, evite que haya niños y niñas a su alrededor.
  • Se debe tener mucho cuidado con los manteles largos, ya que los niños los pueden jalar y los líquidos calientes como sopas, café,  chocolate, aguadulce, entre otros,  puede derramarse sobre ellos.
  • Se debe asegurar que los cordones de los electrodomésticos tales como: ollas arroceras, cocimiento lento, microondas, cafeteras y calentadores, entre otros, no queden colgando, pues los niños pueden enredarse o jalarlos.
  • Los mangos de las ollas, sartenes, comales y otros utensilios de cocina deben quedar hacia adentro para evitar estas quemaduras.
  • Tener muchos cuidado con aparatos eléctricos para el cabello.
  • Es preferible cocinar en los discos traseros de la cocina.
  • Cuando se conecte el horno, se debe evitar el ingreso de los niños a la cocina.
  • El uso de andaderas debe evitarse porque las quemaduras más serias, las sufren niños que andaban en este tipo de aparato.
  • Evite la sobrecarga en los enchufes.
  • No compre ni use pólvora, tampoco se la ofrezca a un menor de edad.
  • No existe pólvora inofensiva.
  • Deje la práctica de aplanchar en las camas.
  • Evite la exposición del sol.
  • No use ningún combustible para encender fogatas.  En estos casos deben emplearse las chispas que se disponen en el mercado.