Franklin Arroyo.14 noviembre, 2018
Sandra Cauffman es una funcionaria destacada de la NASA. Foto: Rafael Pacheco
Sandra Cauffman es una funcionaria destacada de la NASA. Foto: Rafael Pacheco

La costarricense Sandra Cauffman, subdirectora de la División de Ciencias Terrestres de la NASA, es como santo Tomás: tiene que ver para creer.

Sin embargo, su mamá le dejó una espinita clavada sobre el fenómeno ovni, ya que cuando era niña le contó una historia que ella da por verdadera a pesar de que va en contra de sus principios como científica.

La destacada ingeniera aclara que lo que ella piensa tras lo dicho por su mamita no es verificable desde el punto de vista científico y dijo, de paso, que en la NASA no hay evidencia de que existen esos objetos o de vida inteligente en otros planetas.

La mamá de Sandra Cauffman, María Jerónima Rojas, le contó que vio un ovni sobre el kiosco del parque Morazán en San José. Foto Montaje La Teja
La mamá de Sandra Cauffman, María Jerónima Rojas, le contó que vio un ovni sobre el kiosco del parque Morazán en San José. Foto Montaje La Teja

Doña Sandra compartió con La Teja el relato de su mamá y también reveló una teoría de su hijo Steve Cauffman sobre la vida extraterrestre y que ella respeta.

Vamos con lo primero.

“Mamá tuvo que hacer una fila para matricularme en la escuela República de Perú (costado sur del parque Morazán), donde estuve un año y era medianoche porque mucha gente matriculaba en esa escuela y dice que vio un ovni. Afirma que era una cosa de metal y que toda la gente que estaba haciendo fila vio el objeto”, cuenta.

Añade que el platillo volador, como se les dice popularmente, iba y venía y se ubicó por encima del kiosco del parque Morazán. “De un pronto a otro hizo pufff y no se vio más. Mami cuenta eso y yo le creo”, afirma.

Eso coincide con lo que cuentan muchas personas que dicen haber visto objetos a los que no pueden identificar.

¿Será posible?

Steven, hijo de la científica costarricense, tiene una teoría sobre lo que pudo haber pasado en el Universo que la ha puesto a pensar.

“Él dice que el espacio no solo es grande en términos de distancia, sino también de tiempo y que puede que hayan existido civilizaciones en otro planeta cuyo sol se convirtió en supernova (estrella de otro tipo) y esa gente se fue, ya no está. Pero pudo haber algo y desapareció y no coincidimos en el tiempo con ellos”, comentó.

El pensamiento de su muchacho coincide con algo que ella piensa y es que el universo es tan grande que debe haber vida en otro lado.

“La NASA no tiene ninguna imagen de un ovni, lo que sí decimos es que estadísticamente hablando puede haber vida en otros planetas”, Sandra Cauffman, subdirectora de la NASA.

“Estadísticamente hablando puede haber vida en otro plantea, tal vez no como nosotros, con manos y ojos, pero sí vida microbiana. Otros planetas tienen campos gravitacionales y hay océanos y hasta hemos descubierto planetas en otros sistemas solares, puede que haya alguno que sea así, con vida porque tiene atmósfera, pero no lo sabemos. No tenemos la tecnología para llegar allí", explicó.

Doña Sandra nos dio sus impresiones sobre el fenómeno ovni cuando le pedimos su opinión sobre la espectacular foto que tomó don Sergio Loaiza en el lago Cote, en la zona norte del país, antes de la construcción del la represa Arenal y en la cual se ve un objeto metálico circular.

La foto fue tomada en 1971 y según los estudiosos del fenómeno ovni es una de las imágenes más contundentes que hay en el mundo referente a ese tema.

La foto del lago Cote es uno de los documentos históricos de ovnis más contundentes del mundo.
La foto del lago Cote es uno de los documentos históricos de ovnis más contundentes del mundo.

Parte del valor de la foto se debe a que fue tomada por una institución gubernamental, el Instituto Geográfico Nacional, adscrito entonces al MOPT, y que hacía un trabajo solicitado por el ICE. Fue tomada con una cámara cartográfica de precisión Sizze Icon RMK desde unos tres mil metros de altura.

Don Sergio es cartógrafo y sacó la carrera de Aerotriangulación en la escuela de Cartografía US Army, además de Navegación Aérea y Manejo de Cámara Cartográfica en la Agencia de Cooperación Técnica de Alemania. O sea, se las sabe de todas todas.

Sobre la foto propiamente, doña Sandra Cauffman dijo: “Sé que hay teorías, es la parte de los científicos formarse una teoría y verificar, investigar, analizar y corroborar, no una vez, sino muchas veces y que los datos sean verificables. Es el método científico”.

Agregó que para que se dé la comprobación de un fenómeno, este debe verse muchas veces, en el mismo lugar, con el mismo lente. “Solo así se puede comprobar que sea un ovni desde el punto de vista de la metodología científica. Esa foto (de Cote) solo es un punto, puede ser un avión, un pájaro, Supermán”, insistió.

Gran carrera

Doña Sandra Cauffman es la subdirectora de la División de Ciencias Terrestres de la Administración Nacional de la NASA, especialista en Ingeniería Eléctrica y en Física.

En su trabajo ella debe manejar misiones para el desarrollo de la tecnología, la ciencia aplicada, la investigación y la ejecución de misiones y operaciones. Es la quinta hispana en ocupar ese cargo en la historia de la NASA.