Karen Fernández.13 junio, 2020

A 16 costarricenses les ha tocado tragar grueso y hacer de tripas corazón, ya que se quedaron varados en Venezuela en plena pandemia.

En Venezuela, además de la crisis por COVID-19 falta combustible, alimentos y medicinas, entre muchos otros. Foto: AP, Matias Delacroix
En Venezuela, además de la crisis por COVID-19 falta combustible, alimentos y medicinas, entre muchos otros. Foto: AP, Matias Delacroix

Ellos permanecen en un país lleno de carencias, con apagones de más de doce horas diarias, en los que no se consiguen medicamentos, ni comida.

Uno de los ticos a los que le ha tocado vivir este calvario es don Álvaro Carmona, ingeniero agrónomo y asesor en palma aceitera que viajó hasta Zulia, en la zona fronteriza con Cúcuta, Colombia para trabajar. La bronca es que estando allá le avisaron que el país cafetero había cerrado sus fronteras y quedó atrapado en Venezuela desde entonces.

El mayor problema es que Carmona es hipertenso por lo que ha tenido que cuidarse mucho pese a las difíciles condiciones en las que vive.

“Mi regreso estaba programado para el 4 de abril, y ya han pasado más de dos meses. Aún estoy en Caracas, porque me habían dicho que el sábado 30 de mayo había un vuelo que podía llevarnos, pero luego lo cancelaron y no hemos tenido más avisos”, explicó don Álvaro.

Al principio estaba quedándose en la finca de un amigo ubicada en una zona que según él es muy parecida a San Carlos, por lo que no debía preocuparse por pagar hotel o por la alimentación, pero ya se le terminaron los fondos y sus tarjetas de crédito vencieron, por lo que tampoco tiene forma de pasar un tarjetazo.

Lucha por varios

Don Álvaro, de 63 años, ha movido cielo y tierra para intentar regresar, ha enviado correos a la Cancillería, a varios amigos diplomáticos que conoce, pero no logra conseguir que lo saquen junto a otros 15 ticos que están en ese país suramericano.

Carmona se enteró que algunos ticos fueron desalojados del hotel en el que estaban porque ya no tenían con qué pagar.

Alvaro Carmona, ingeniero agrónomo que se encuentra en Venezuela desde marzo anterior cuando quedó atrapado por el cierre de fronteras pide a las autoridades gestionar su repatriación.. Foto: Cortesía
Alvaro Carmona, ingeniero agrónomo que se encuentra en Venezuela desde marzo anterior cuando quedó atrapado por el cierre de fronteras pide a las autoridades gestionar su repatriación.. Foto: Cortesía

“Gracias a un amigo venezolano logré salir de donde estaba en un camión de verduras con el que abastecen de alimento a la capital venezolana, con la esperanza de regresar a Costa Rica. Fueron cerca de veinte horas de viaje metido en la cabina del camión y custodiado en todo momento por el ejército, para cuidar que no asaltaran el camión. Fueron más de 900 kilómetros los que debía recorrer”, recordó don Álvaro.

Su principal queja es que las autoridades diplomáticas nacionales no les dicen nada y los días siguen pasando.

“He tenido que buscar cómo regresarme y ahora hay una posibilidad con un amigo que tiene un avión privado que está planeando un viaje a Costa Rica, pero estoy a la espere de que se concrete y puedo irme con él. Otra opción es un vuelo que está organizando la Embajada de Costa Rica en El Salvador, pero aún nada”, comentó Carmona.

Al respecto, la Cancillería tica responde que el departamento Consular les ha hecho saber a los costarricenses sobre las opciones reales existentes y de la situación que se presenta en Venezuela.

“Es importante aclarar que los costarricenses solo pueden viajar de Caracas a México si tienen garantizado un vuelo de conexión a Costa Rica. Una vez que se programe otro vuelo de México a San José se les brindará la información para que pueda realizar la reserva de su boleto con CONVIASA, en caso de tenerlo a bien”.

Alvaro Carmona, ingeniero agrónomo que se encuentra en Venezuela desde marzo anterior cuando quedó atrapado por el cierre de fronteras pide a las autoridades gestionar su repatriación.. Tuvo que viajar en la cabina de un camión de verduras hasta Caracas, por más de 20 horas. Foto: Cortesía
Alvaro Carmona, ingeniero agrónomo que se encuentra en Venezuela desde marzo anterior cuando quedó atrapado por el cierre de fronteras pide a las autoridades gestionar su repatriación.. Tuvo que viajar en la cabina de un camión de verduras hasta Caracas, por más de 20 horas. Foto: Cortesía

Agregaron que la inexistencia de relaciones diplomáticas con el régimen de Nicolás Maduro, así como el cierre del aeropuerto, y la insuficiente cantidad de personas para alcanzar la cantidad que permita gestionar un vuelo de repatriación desde Venezuela, no han facilitado que se concrete un traslado desde dicho país.

3 meses tiene atrapado en Venezuela este ingeniero agrónomo