Si se ponen muy seguidas una puede bajar la efectividad de la otra

Por: Rocío Sandí 2 junio
La CCSS sigue avanzando con la vacunación del primer y segundo grupo. Foto: CCSS.

Aunque la Caja del Seguro no ha iniciado la aplicación de la vacuna contra la influenza, ya las farmacias privadas la tienen a la venta debido a la entrada del invierno y más de uno está deseando ponérsela; sin embargo, hay un detallazo muy importante a tomar en cuenta.

Si usted forma parte de los grupos uno o dos (mayores de 58 años) y está a la espera de que lo llamen para aplicarle la vacuna contra el covid-19, lo mejor es que se espere antes de ponerse la dosis contra la influenza, ya que aplicarse las dos vacunas muy seguidas puede hacer que una afecte la efectividad de la otra.

Juan José Romero, epidemiólogo de la UNA, dice que cada punzada debe realizarse con, al menos, tres semanas de diferencia para que todo fluya como Dios manda.

“Las vacunas tienen información genética de virus que permite crear anticuerpos hacia ellos. El poner dos medicamentos de estos muy seguidos podría hacer que el sistema inmunológico no tenga una respuesta adecuada y que alguno pierda efectividad”, explicó.

Rónald Evans, epidemiólogo de la Universidad Hispanoamericana, comparte el criterio de Romero y dice que cuando la Caja empiece la vacunación contra la influenza tendrá que crear una estrategia para no interferir con la del coronavirus.

“Lo que se podría hacer es empezar a aplicarla a los adultos mayores que ya recibieron la vacuna contra el covid-19. Se puede hacer una división por edad y empezar de mayor a menor, como se está haciendo con la otra, así no habría interferencia de una con otra”, aseguró Evans.

En los últimos días el país ha visto un incremento en los contagios de covid-19. Foto: AFP.

Este efecto no es exclusivo de estas dos vacunas, sino que aplica para casi todas.

“En los niños algunas vacunas sí se ponen juntas, pero tiene que ver con otros aspectos como que ellos son mucho más sanos que los adultos y su sistema inmunológico está en mejores condiciones, por lo que procesa mejor esas informaciones genéticas”, explicó Juan José.

Ayuda importante. Está claro que la vacuna contra la influeza no combate directamente el coronavirus, pero podría ayudar en la lucha contra la pandemia.

El ritmo de vacunación depende de las dosis que vayan enviando los proveedores. Foto: CCSS.

“Hay reportes que dicen que las personas que recibieron esa vacuna (influenza) y luego se contagiaron de covid-19 asimilaron mejor la enfermedad y no tuvieron tantas complicaciones”, expresó el epidemiólogo de la UNA.

El medio de comunicación alemán Deutsche Welle (DW) publicó un artículo en el que toca el tema.

Según la publicación, un equipo de médicos de la Universidad de Michigan, Estados Unidos, analizó los datos de 27.201 personas que se sometieron a una prueba de covid-19 antes del 15 de julio de 2020. De ellos, 12.997 habían sido vacunados previamente contra la gripe.

El estudio encontró que la proporción de personas vacunadas contra la gripe que contrajeron el coronavirus fue un poco más baja que las que no lo hicieron: 4% en lugar de 4,9%. Puede que no parezca mucho a primera vista, pero significa que las personas que se habían puesto la vacuna tenían un 24% menos de probabilidades de enfermarse de coronavirus.

Además, los pacientes vacunados previamente también tenían menos posibilidades de requerir hospitalización o ventilación para la infección por covid-19, y su internamiento fue, en promedio, más corto.

Una vez a la semana llegan las vacunas de Pfizer. Foto: CNE.
El Ministerio de Salud informó que de momento a los adultos mayores de 58 años solo se les está aplicando la vacuna de Pfizer, dado que el plazo entre dosis es de 21 días, mientras que la dos dosis de AstraZeneca se aplican con una diferencia de 12 semanas. Se tomó esa decisión porque la idea es terminar con el grupo más vulnerable lo antes posible.

Rónald Evans no apoya tanto esa posición, ya que dice que el daño que causa el covid-19 en los pulmones es muy distinto al de la gripe.

“Difícilmente la vacuna contra la influenza va a ayudar para prevenir otras enfermedades... no veo yo la relación porque la acción que tiene el covid-19 sobre los pulmones es distinta, la tormenta de citoquinas que causa el virus destruye el tejido y convierte el pulmón en una zona blanca.

“Ahorita lo que urge es que la Caja continúe con la vacunación contra el coronavirus, no puede haber desviación en eso”, aseguró.

Si usted quiere ponerse la vacuna contra la influenza tiene que buscar una que sea tetravalente de virus fraccionados Tipos A y B. Le contamos que en la farmacia Fischel la de la marca Fluarix cuesta ¢9.500; en la Bomba esa misma está en ¢9.200, en el hospital Metropolitano la Fluarix sale en ¢9.700 y a quienes tiene Medismart les cuesta ¢7.760. En la Sucre tienen la Vaxigrip de Sanofi y vale ¢9.900; en la Clínica Bíblica ofrecen tres opciones: la Fluarix, la Vaxigrip y la Influvac y los precios están entre los ¢9.300 y los ¢9.900.