Alejandra Portuguez Morales.8 enero

Una jueza penal de Goicoechea elevó a juicio el fatal atropello que sufrieron los estudiantes de la UCR, Arturo Mancia Elizondo y Saray Ríos Ortega; ella murió consecuencia de los fuertes golpes y Arturo sobrevivió, pero sufrió secuelas graves.

El acusado por este caso es un colombiano de apellidos Cortés Tamayo, a quien le achacan los delitos de homicidio culposo y lesiones culposas.

El abogado Alfonso Ruiz, del bufete 1171, es quien representa a Arturo y a la familia de Saray, Ruiz afirmó que solo están a la espera de que el Tribunal Penal fije la fecha para el debate, las familias afectadas valoraron llegar a un acuerdo para evitar ir a juicio, pero al final no se logró.

“No hubo posibilidad porque el acusado no tiene recursos económicos y el carro no tenía póliza”, Alfonso Ruiz, abogado.

Además, el carro que manejaba Cortés y con el que atropelló a los universitarios es un BMW, propiedad de otra extranjera que no está en el país y con quien no se pudo llegar a un acuerdo por los daños que ocasionó el automotor.

A 16 años de cárcel se expone el acusado
En la acusación señalan que el imputado manejaba un BMW a alta velocidad, el cual chocó un Hyundai el cual por el fuerte golpe atropelló a los universitarios. Foto: Archivo LT
En la acusación señalan que el imputado manejaba un BMW a alta velocidad, el cual chocó un Hyundai el cual por el fuerte golpe atropelló a los universitarios. Foto: Archivo LT
Sobreviviente pide frenar las muertes en carretera

Arturo, le pide a los jueces hacer sentir la justicia, ya que afirma que cada vez son más las personas que mueren en carreteras por culpa de conductores irresponsables.

“Es increíble la gran cantidad de accidentes de tránsito que ocurren y que por culpa de estos mueren personas, esto se tiene que frenar, mi amiga Saray era un ser humano de 25 años cursando una carrera universitaria y su vida terminó por culpa de una irresponsabilidad ajena”, expresó Arturo.

Agregó que todas las personas deben ser responsables de sus actos.

“Creo que el día del accidente ese muchacho (acusado) no salió de la casa con la intención de lastimar a nadie; sin embargo, por su forma de manejar acabó con la vida de mi amiga y ahora debe enfrentar las consecuencias".

Arturo Mancia Elizondo y Saray Ríos Ortega eran los mejores amigos ambos universitarios de la UCR. Foto: Archivo LT
Arturo Mancia Elizondo y Saray Ríos Ortega eran los mejores amigos ambos universitarios de la UCR. Foto: Archivo LT

Este accidente ocurrió la noche del miércoles 26 de octubre del 2016, frente al edificio de Derecho de la UCR, en San Pedro de Montes de Oca. Arturo y Saray estaban en la acera esperando que el semáforo se pusiera en rojo para cruzar cuando Cortés, quien viajaba en sentido San Pedro - Guadalupe aceleró y golpeó otro carro (un Hyundai) el cual finalmente atropelló a los muchachos.

“La persona acusada no es la que atropelló a la muchacha, si no más bien el que golpea el vehículo es que él que ocasiona las lesiones”, expresó el abogado de los afectados.

Este caso ha tenido contratiempos debido a que en la primera audiencia el acusado llegó sin defensor, además necesitaban las valoraciones médicas del sobreviviente y para esto fue necesario que le dieran de alta para seguir con el proceso.

Arturo, poco a poco ha ido recuperando su vida y continúo con la carrera de Medina; siempre lleva presente a su mejor amiga Saray, quien estaba por graduarse como licenciada en Dirección de Empresas en la UCR.