Alejandra Portuguez Morales.18 julio, 2017
Isamar Córdoba fue asesinada en Parrita. Este fue su último posteo en Facebook.
Isamar Córdoba fue asesinada en Parrita. Este fue su último posteo en Facebook.

Las autoridades detuvieron este martes en La Loma de Parrita a un agricultor de apellido López al que califican como un asesino en serie.

Este hombre había atacado dos veces con tres meses de diferencia entre cada crimen. Lo hizo el 14 de febrero, Día del Amor y la Amistad, y el 11 mayo, cuando el sospechoso cumplía años. Por esa razón en el OIJ creen que planeaba atacar de nuevo el 15 de agosto, Día de la Madre.

De momento lo acusan de dos muertes: la de Ana Salazar Carrillo, de 35 años, y la de Isamar Córdoba Ramírez, de 26 años. La primera fue hallada en playa Marisol y la segunda en una siembra de sandía en Barbudal. Los dos lugares son de Parrita.

El hombre, de apellido López, contactaba a sus víctimas por medio de las redes sociales. Foto: OIJ
El hombre, de apellido López, contactaba a sus víctimas por medio de las redes sociales. Foto: OIJ

El director del OIJ, Wálter Espinoza, calificó a López como "asesino en serie" por varios factores. Primero les llamó mucho la atención las fechas de los ataques, ambas relacionadas con una celebración.

"Tenemos claro que para que haya un homicida serial deben de haber al menos tres casos; sin embargo, las fechas nos llamó la atención y existía la posibilidad de que cometiera un hecho delictivo semejante tres meses después del segundo, que casualmente coincidiría con el Día de la Madre", explicó Espinoza.

 En segundo lugar, las autoridades tomaron en cuenta que las mujeres fueron atacadas en sitios abiertos y públicos, zonas que el homicida conocía muy bien.   

En tercer hecho que notaron los investigadores fue que las dos mujeres presentaban heridas semejantes. A ambas las apuñaló en el cuello, en la base del cráneo, el estómago y los costados.  Córdoba tenía señales de haber sido asfixiada con un mecate.

Wálter Espinoza, director OIJ: El móvil de ambos homicidios se identifica con características de sexualidad, tanto así que la firma del sujeto se manifiesta en la manera en que dejó los cuerpos, hizo cortaduras en la ropa interior y dejó expuestos los genitales. 

Un cuarto indicio que también llamó la atención fue que el sospechoso se llevó los celulares de las víctimas después de haberlas matado. No lo hizo por el robo, después los utilizó para mandarles mensajes a los familiares de las mujeres o a personas que las conocían con la idea de enredar la investigación, para hacerles creer que estaban vivas. En algunos de esos mensajes incluso sugería quién era el asesino.  

Finalmente las víctimas tenían edades similares, eran trigueñas y usaban con frecuencia las redes sociales (el medio por el cual López las contactó); además, ambas fueron llevadas al sitio del ataque por convencimiento y sin violencia.    

El hombre fue detenido en Lomas de Parrita donde vivía con la esposa y sus dos hijos. Foto: Marvin Gamboa
El hombre fue detenido en Lomas de Parrita donde vivía con la esposa y sus dos hijos. Foto: Marvin Gamboa
Casa allanada

López fue detenido este martes a las 5 a.m. cuando iba en moto para el trabajo, en una arrocera. 

Los judiciales le allanaron la casa, donde vivía con su esposa y dos hijos, uno recién nacido y otro de dos años. 

Los investigadores decomisaron una moto, el celular que el sospechoso usaba para coquetear con las víctimas y otras evidencias, entre ellas un cuchillo. Los celulares de las fallecidas no han sido encontrados.  

Modelo y mamá muertas

Los restos de Ana Salazar, la primera víctima, fueron encontrados sobre la arena de la playa a unos 20 metros de donde estaba su carro, un Daihatsu Terios. La mujer dejó dos hijos y estaba en proceso de divorcio, según el OIJ. Ella vivía en Parrita.Mientras que la modelo Isamar Córdoba era conocida como Chiquis y vivía en Aserrí.  El día que la mataron un testigo vio salir una moto del lugar donde después encontraron el cadáver. Al inicio se desconocía quién era la mujer asesinada. Se le identificó por los tatuajes.