Rocío Sandí.30 marzo

Dos jóvenes resultaron heridos de bala, tras irrespetar una señal para que se detuvieran por parte de unos policías de la Fuerza Pública.

El hecho se dio este sábado a eso de las 5 de la mañana en San Pedro de Montes de Oca.

El OIJ le decomisó las armas a los tres policías involucrados. Foto: Eyleen Vargas.
El OIJ le decomisó las armas a los tres policías involucrados. Foto: Eyleen Vargas.

El Organismo de investigación Judicial (OIJ) informó que los sujetos heridos se movilizaban en una motocicleta cuando se toparon con los oficiales. Ellos les pidieron que se detuvieran, pero estos no hicieron caso a las indicaciones por lo que trataron de huir, momento en el que los uniformados les dispararon en varias ocasiones.

Los heridos fueron identificados como Yostin Calero Lazo y Mark Anthony Toribio Lazo, ambos de 22 años.

La Policía judicial detalló que Calero recibió un balazo en una rodilla, mientras que a Toribio le pegaron un plomazo en una mano. Ellos fueron atendidos por paramédicos de la Cruz Roja y trasladados al Hospital Calderón Guardia donde los reportaron en condición estable.

Los investigadores judiciales llegaron al lugar para analizar la escena y esclarecer los hechos. Luego se trasladaron al centro médico al que llevaron los muchachos para obtener la versión de estos.

Los heridos fueron llevados al Hospital Calderón Guardia. Foto: Melissa Fernández.
Los heridos fueron llevados al Hospital Calderón Guardia. Foto: Melissa Fernández.

Como parte del protocolo, los agentes judiciales les decomisaron las armas de reglamenta a los tres uniformados involucrados en el suceso, para hacer los análisis respectivos y saber cuál o cuáles de ellos hirieron a los jóvenes.

La Teja le pidió al ministerio de Seguridad Pública su versión de los hechos, pero nos indicaron que el caso está en manos del OIJ.

Las autoridades deberán determinar si los uniformados actuaron de forma correcta, o si incurrieron en un abuso de autoridad, situación en la que deberán responder por lo sucedido y hasta podrían perder el trabajo.