Adrían Galeano Calvo.12 octubre
11/10/2018 Un hombre amenazó a otro con una pistola de balines porque no le quiso dar campo en la calle. Foto: Cortesía para La Teja.
11/10/2018 Un hombre amenazó a otro con una pistola de balines porque no le quiso dar campo en la calle. Foto: Cortesía para La Teja.

El joven sospechoso de dispararle con una pistola de balines a un hombre que se dirigía al cementerio de Poás para sepultar a su bebé recién nacido fue dejado en libertad y sin ningún tipo de medidas cautelares.

Así lo dio a conocer esta mañana el Ministerio Público, el cual indicó que el sospechoso de apellidos Murillo Víquez, de 23 años, fue liberado luego de que se le identificó en la Fiscalía de Flagrancia de Alajuela.

El Ministerio Público confirmó que si se abrió una investigación en contra de Murillo por un presunto delito de agresión con arma. Se desconoce porque la Fiscalía no pidió ningún tipo de medida cautelar.

“Este despacho se encuentra analizando la prueba existente y, el próximo miércoles, se determinará si el caso se mantiene en flagrancia o continúa en vía ordinaria”, indicó el Ministerio Público.

Los hechos ocurrieron a eso de la 1 p.m. de este jueves en un estrecho puente que pasa sobre el río Poás en Alajuela.

Según trascendió, Murillo quiso pasar el puente, pero no pudo hacerlo porque se topó con la buseta. Esta situación lo hizo enojar hasta el punto de que sacó una pistola de balines para agredir al otro conductor, además habría herido a una adulta mayor de 70 años.

Según se supo el conductor de la buseta, cuya identidad no ha trascendido, se dirigía hacia el cementerio de Poás de Alajuela para darle santa sepultura a su bebé recién nacido.