Adrían Galeano Calvo.10 febrero
Los motociclistas aceleraron sus máquinas en honor a Leyner. Foto cortesía Diego Esquivel.
Los motociclistas aceleraron sus máquinas en honor a Leyner. Foto cortesía Diego Esquivel.

Con el rugido de sus motocicletas fue como más de 100 motorizados le dieron el último adiós a Leyner Hernández Rodríguez, de 22 años.

El joven falleció el sábado en el hospital San Vicente de Paúl, Heredia, donde estuvo internado desde el 30 de enero. Aquel día perdió el control de su moto y chocó contra el tren en Santa Rosa de Santo Domingo, Heredia.

La vela de Leyner fue la noche del domingo en la capilla funeraria de San Rafael de Heredia, la cual se hizo pequeñita por el montón de personas que llegaron a acompañar a su familia.

Diego Esquivel, administrador del Moto Club de Heredia, al que Hernández pertenecía desde hacía dos años, contó que en el grupo decidieron organizarse para rendirle un homenaje muy especial a su amigo.

“Convocamos a la gente por medio de la página de Facebook y a las ocho de la noche nos reunimos en el Palacios de los Deportes, en Heredia, de ahí salimos a la vela en la capilla funeraria”.

Motociclistas dan último adiós a motorizado que murió al chocar con el tren

“Durante la estancia en la capilla fue llegando más gente, el apoyo fue bastante bueno, me impresionó mucho la motivación de los mismos compañeros motociclistas al momento de la llegada”, detalló.

Como parte del homenaje a Leyner, los motorizados se colocaron a la orilla de la calle, al frente de la capilla, y realizaron el llamado “llanto de las motos”.

Esta tradición consiste en que los motorizados, sin moverse del lugar, aceleran sus máquinas lo más que pueden para provocar un fuerte ruido, que, según ellos, suena como un tipo de lamento.

“Todos sentimos una gran tristeza, sobre todo porque él era muy joven y por el tipo de accidente. Creo que se le dio la despedida que él merecía por parte de la comunidad biker”, añadió Esquivel.

Según el motociclista, la familia de Leyner se mostró muy agradecida con todos ellos y dijeron estar sorprendidos por la gran cantidad de personas que querían a Hernández.

El funeral del joven motociclista se llevó a cabo la mañana de este lunes en el cementerio de Mercedes Sur de Heredia.

Leyner era un apasionado por las motos. Foto cortesía Moto Club Heredia.
Leyner era un apasionado por las motos. Foto cortesía Moto Club Heredia.