Ileana Vargas.15 agosto

La actriz mexicana Ivonne Montero afirma que Heriberto Abarca, diputado del Partido Unidad Social Cristiana, llegó a hablarle de matrimonio y hasta de convertirla en primera dama del país porque tiene el plan de ser algún día presidente de la República.

El diputado y la actriz se conocen desde el 2017. Cortesía: Ivonne Montero
El diputado y la actriz se conocen desde el 2017. Cortesía: Ivonne Montero

En la visita más reciente que hizo la mexicana a Costa Rica –en julio pasado– se soltó el rumor de que ambos eran más que amigos porque el político parecía un chicle de lo pegado que anduvo a la actriz durante los últimos tres días que ella estuvo aquí.

En aquella oportunidad Abarca dijo a La Teja que solo eran conocidos e Ivonne declaró que solo trataban asuntos de trabajo.

Sin embargo, la novela dio un giro inesperado y la actriz de “El señor de los cielos” y portada de la revista Playboy decidió rajarse como la manta y nos dio una amplia entrevista en la que pone los puntos sobre las íes (y mucho más).

La Teja publicó el martes la primera parte de la conversación con la actriz, en la que contó que se conocieron en el 2017 y el miércoles reveló el romántico viaje de cinco días que hicieron durante la Semana Santa pasada por Tepoztlán, México.

El 12 de agosto llamamos a Abarca y le escribimos para conocer su versión; él vio los mensajes que le enviamos a su WhatsApp, pero no respondió.

Esta la conversación con Ivonne.

–¿En algún momento ustedes hablaron de formalizar la relación?

-Él dijo “¡quiero merecerte en la vida! ¡Vas a ser mi primera dama!”. Me dijo que su plan es ser presidente de Costa Rica en algunos años. También me dijo, y te lo juro que así tal cual, "cuando nos casemos a Antonella (la hija de la actriz) le vamos a comprar un vestido precioso para que se vea como una princesa. Vamos a tener un (hijo) güerito (macho) de ojos claros. Evidentemente me entusiasmé porque me sentí querida, valorada, deseada y con un sueño de proyectarte con alguien.

–¿Él le habló de su familia y de la ganadería?

-Sí, me enseñaba fotos de su abuelo y de toda la familia. Por mensajes y llamadas conocí a su hermana. Ella me decía “¡cuñada!, ¡cuñadita!” haciéndome broma, pero bien padre, todo iba muy bien. Me contó (Heriberto) que su hermana es la que está al frente de la empresa (la Ganadería 3X).

Me contó que él (Heriberto) no recibía plata de la empresa (Ganadería 3X) desde que se dedica a la política", Ivonne Montero.

–¿Es cierto que Abarca le compró un tiquete de avión para que viniera a Costa Rica a visitarlo?

- Nosotros seguíamos en contacto día, noche y madrugada con llamadas, mensajes, fotos y videos. Fue cuando me dijo que yo fuera a Costa Rica porque él acababa de regresar de Semana Santa que fuimos a Tepoztlán y él me compró el tiquete, pero no pude ir. Las fechas eran del 17 al 19 de mayo.

–¿Por qué no usó el tiquete?

-No pude viajar por un asunto con mi hija y muy apenada le dije “¡mi amor, no puedo viajar!” y yo en una lágrima total porque de verdad quería ir, quería estar con él. Él me dijo que tuviera paciencia, que tranquila. Entonces movimos el viaje para julio, pero me dijo que entonces él venía a finales de mayo a México para estar conmigo porque me extrañaba.

La larga distancia no era problema, el diputado le mandaba besitos virtuales a la famosa mexicana. Cortesía: Ivonne Montero.
La larga distancia no era problema, el diputado le mandaba besitos virtuales a la famosa mexicana. Cortesía: Ivonne Montero.

–¿Cuándo fue que las cosas comenzaron a cambiar?

-Dos días antes de que él llegara a México me envió un mensaje que no me gustó para nada.

–¿Qué le dijo?

-Me saludó normal, que acaba de salir de una asamblea y seguido me dice "acabo de ver una foto tuya en Instagram donde tienes las piernas cruzadas y me pregunto a qué horas las abres’.

Eso fue un mensaje de voz, pero como tiene tan mala dicción no entendí. Yo estaba escuchando el mensaje en altavoz y estaba mi hija y le repetí que no le entendía y él, muerto de risa, lo repitió y mi hija escuchó.

–¿Cuál fue su reacción al comentario?

- Se me vino la sangre a la cabeza, le dije que no era gracioso. Y respondió con un jajaja y le volví a decir que no era gracioso, que era en serio, que era de muy mal gusto el comentario. Y volvió a escribir caritas riéndose.

Fue cuando le dije que estaba igual que la cantidad de nacos que me escriben ofensas horribles y cualquier sarta de estupideces en redes (sociales). Le dije que no me parecía que la persona con la que estaba comenzando algo me tratara de esa manera, yo no iba a aguantar eso. Y responde “¡Entonces soy un naco, jajajaja!” y ahí sí me molesté mucho y terminé la conversación.

Con románticas imágenes como esta, el político le recordaba a la actriz mexicana cuando la quería. Cortesía: Ivonne Montero.
Con románticas imágenes como esta, el político le recordaba a la actriz mexicana cuando la quería. Cortesía: Ivonne Montero.

–¿Eso hizo que cambiara en algo de la segunda visita que realizó?

- La cosa se puso tensa y le dije que sí nos veíamos en México pero que no iba a haber intimidad porque quería ver para dónde iba la relación.

–¿Qué le dijo él cuando usted le puso esa condición?

- Solo me dijo “¡ok, tu decides!”.

–Pero, ¿ustedes tuvieron intimidad antes?

-Por supuesto que sí tuvimos intimidad, pero que ni se cuelgue la medalla y lo digo para taparle la boca.