Erick Quirós.4 mayo
Leo debutó dejando atrás las críticas. Cortesía Teletica.
Leo debutó dejando atrás las críticas. Cortesía Teletica.

Lo que muchos pensaban que sería una ventaja para algunos participantes de Nace una estrella se está convirtiendo en un reto y en un peso más para ellos.

Desde que se dieron a conocer los nombres de los 15 participantes del programa de canto de Teletica, las redes se ensañaron contra cuatro concursantes debido a que consideraban que tenían el camino un poco más allanado que los demás.

Sin embargo, esa dizque ventaja más bien ha sido una carga extra para Leo Jara, Alexánder Arce, Priscilla Díaz y Sofía Casasola, quienes tienen que demostrar que están ahí por su talento y no por argolla.

Este domingo, durante el programa, en redes se podía leer comentarios en su contra luego de sus presentaciones.

Uno de los que más ha sido señalado es Leo, cantante brumoso, de 38 años, y hermano de Marko Jara, quien participó en Cantando por un sueño y Dancing with the stars, ambos del 7.

A Leo no le habían dado chance ni de mostrarse cuando ya estaban hablando de que estaba ahí por influencia de Markito.

“Como mi hermano estuvo ahí todo mundo piensa que él le dijo a los jefes que me llamaran y ya y no fue así, yo tuve que pulsearla y ganarme las cosas por méritos propios”, dice Leo.

El cantante dice que trata de no leer redes precisamente porque la gente lo juzga mal.

“Me duele porque la gente se deja guiar por lo que unos pocos comentan y no dan oportunidad de escucharme o conocerme”.

Leo dice que él y Marko se llevan muy bien, pero precisamente para evitar comentarios ha mantenido a su hermano al margen de su paso por el programa.

“Fue de los últimos que se dio cuenta que yo iba a audicionar, a mí me gustaría que la gente conozca la historia mía y que he luchado para estar aquí, tampoco es que tengo plata o la agenda llena por ser hermano de él, me ha tocado trabajar hasta en construcción porque la música a veces no da”, contó.

Sobre su presentación de la canción “De los besos que te di”, de Christian Nodal, dijo que también se malinterpretó porque la gente creyó que seguro Marko le ayudó a escoger la pieza porque era ranchera, pero eso lo elige la producción, no él.

“Solo los que estamos ahí arriba sabemos lo que es enfrentarnos a un jurado tan experimentado; más que nervioso, me sentí ansioso, de la mano de Dios me fue bastante bien la primera noche.

“Fue curioso porque me pusieron una ranchera y la gente me ligó aún más a Marko, pero yo soy baladista, eso es lo que amo y como él canta rancheras seguro pensaban que yo era un astro en ese género y no, yo hice lo que pude”.

“El pecado mío pareciera que es ser hermano de Marko”, Leo Jara, cantante.
Zorán impresionó hasta al flaco Silva. Cortesía Teletica.
Zorán impresionó hasta al flaco Silva. Cortesía Teletica.
Cuatro veces

A otro que también le tocó complicado desde el principio es a Alexander Arce, mejor conocido como Zorán, quien confesó que audicionó por cuarta ocasión y que hasta esta le dieron chance.

El maquillista, con más de 164 mil seguidores en Instagram, ha sido bombardeado debido a que mucha gente piensa que lo incluyeron solo por ser conocido en redes, sin embargo, como dijo Édgar Silva durante el programa, Zorán demostró el gran talento que tiene a la hora de cantar.

“Me sentí muy agradecido porque que una persona como él me diga algo así, ayuda mucho a que la gente que no creía en mí por lo menos me dé la oportunidad para ver qué tengo y eso es muy bonito, que no se dejen guiar por comentarios negativos y al menos me escuchen cantar”, aseguró el joven, de 28 años.

Alex no cree que haya cerrado bocas con su presentación, pero sí considera que dio un buen mensaje.

“No lo veo así, solo traté de demostrar el amor, la pasión y el respeto que tengo por la música, para mí es importante llevar el mensaje de que nunca se den por vencidos, no se trata de jugar a ser el mejor, sino de que todos podemos lograr lo que queremos”, agregó.

El influencer dice que mató los nervios que le genera esa presión extra los mató con un tecito de los que recomiendan las abuelas.

“Si yo hubiera tenido una bolsa de chocolates, seguro que me los hubiera comido todos de la ansiedad. Yo siempre ando una bolsita de espíritus de azar y a eso le echo un poquito de agua y me lo tomo, ya con eso, estaba más tranquilo”, aseguró.

Además de ellos dos, a Priscilla Díaz y a Sofia Casasola les han tirado porque ya llevan varios años pulséandola en el mundo del canto, aunque ellas tienen muy claro que no son famosas.

Marko (camisa de Nemo), Leo (centro) y Ale ( el menor) son muy unidos. Cortesía.
Marko (camisa de Nemo), Leo (centro) y Ale ( el menor) son muy unidos. Cortesía.
Le pasó igual

La Teja buscó a Marko Jara para saber su opinión de lo que se ha dado con relación a su hermano y contó que cuando participó en Cantando por un sueño, en el 2009, le pasó algo parecido.

El ranchero en aquel momento era integrante de Calle 8 y cuando lo reclutaron para el programa de canto muchos se le vinieron encima por tener algo de experiencia.

Obviamente las críticas sonaron menos porque en ese entonces las redes sociales apenas están naciendo y la gente tiraba, pero cada uno en su casa.

“Cuando yo entré todo mundo brincó porque ya había giras internacionales con Calle 8 y el programa me abrió las puertas a que me conocieran porque nadie sabía quién era Marko Jara. Ahora pasa parecido, hay gente que ni siquiera sabía que yo tenía un hermano y ahora dicen que es por influencia mía.

“El público tiene derecho a opinar, pero hay cierta parte que solo ve lo malo, él tiene años de cantar, pero nadie lo reconoce, este tipo de oportunidades le abren la puerta a que sea conocido y a que vean que es muy diferente a mí; físicamente nos parecemos, pero la forma de ser es distinta y en gustos musicales también”, afirmó.

Acerca de la presentación de su hermano, dice que no han podido hablar mucho, únicamente le mandó un mensajito para decirle que se relajara más cada vez que termine de cantar.

“Yo lo escuché bastante bien, fue de los que menos corrigieron. Ese género es mi charco, estoy dedicado solo a eso y quizá si hubiéramos hablado antes le hubiera dado un par de tips, pero en general lo vi muy bien”, comentó Jara.

Marko dice que Leo irá aprendiendo que el medio tiene cosas buenas y otras no tanto, pero que se puede vivir perfectamente con eso haciendo bien el trabajo y esforzándose cada día más.

“Le recomiendo que se relaje y que disfrute más, sé que está empezando y lo va a ir haciendo, debe tomar los consejos de los profesores y de todo el equipo que tiene alrededor de él porque después de esta experiencia él va a ganar un montón de cosas”, comentó.