Rocío Sandí.12 abril

Varios funcionarios de salud se están contagiando de covid-19 pese a que ya recibieron las dos dosis de la vacuna contra la enfermedad.

Así lo informó el doctor Mario Ruiz, gerente médico de la CCSS, este lunes en conferencia de prensa. Ruiz también anunció que la ocupación de camas de pacientes con coronavirus va de nuevo para arriba.

La ocupación de camas para pacientes con coronavirus se duplicó en dos semanas. Foto: AFP.
La ocupación de camas para pacientes con coronavirus se duplicó en dos semanas. Foto: AFP.

“En menos de quince días se ha duplicado la cantidad de personas que tenemos internadas en los diferentes hospitales del país... el 29 de marzo de 2021 teníamos 211 pacientes hospitalizados y hoy 12 de abril tenemos 435, de los cuales 208 están en cuidados intensivos.

“Además, de que están aumentando los casos y las hospitalizaciones hemos identificado varios centros de salud en los que algunos funcionarios, pese a haber completado sus dos dosis de la vacuna, han dado positivo”, comunicó Ruiz.

Pese a que la mayoría de los funcionarios que fueron vacunados y que igualmente se contagiaron están en una condición leve, este domingo tuvieron que trasladar a un empleado del hospital de Limón al Calderón Guardia porque se complicó.

“Actualmente está internado en condición delicada en la unidad de cuidados intensivos y esto se debe probablemente a las variantes del virus que estamos enfrentando, por eso es que no tenemos que bajar la guardia. La vacunación es un arma que hay que usar contra la pandemia, pero no evita al cien por ciento que las personas se contagien, por favor, hay que tener muchísimo cuidado”, dijo Ruiz.

La Teja consultó a la Caja cuánto tiempo después de que se puso la segunda dosis se contagió el médico, pero el dato no fue revelado, sin embargo, extraoficialmente se supo que el funcionario recibió la segunda vacuna hace un mes.

En varios chats de Limón circulan mensajes en los que piden oraciones por el médico y lo describen como alguien servicial y muy querido.

80 de cada 100 personas contagiadas tienen entre los 20 y los 64 años. Foto: AFP.
80 de cada 100 personas contagiadas tienen entre los 20 y los 64 años. Foto: AFP.
Jóvenes se contagian más

Daniel Salas, ministro de Salud, dijo que notó un relajamiento de la población en cuanto a las medidas sanitarias, la gente está saliendo más y no están usando el cubrebocas, están rompiendo las burbujas y no están respetando el distanciamiento social.

La situación es muy preocupante, ya que mientras la semana antepasada se dieron 2.743 nuevos casos, durante la semana pasada la cifra subió a 4.989.

“Se ve claramente que el grupo de entre 20 y 64 años, en comparación al de adultos mayores de 65 años, es el que más se enferma, casi que 80 de cada 100 contagios son en personas de ese grupo. Las personas en ese rango de edad llevan el virus a las personas mayores y esas personas mayores de 65 años terminan siendo las que más se mueren”, argumentó el ministro.

Salas dijo que ante el aumento en los contagios no descarta tener que volver a aplicar el martillo. Si la situación sigue empeorando, más adelante informaría de cambios en las medidas sanitarias, como el volver a la restricción vehicular de placas los fines de semana, reducir las horas en las que se podría transitar entre semana y también reducir los aforos en comercios. Incluso, hasta podrían suspenderse las clases presenciales en escuelas y colegios.

3 mil personas han muerto en el país por el covid-19. Foto: AFP.
3 mil personas han muerto en el país por el covid-19. Foto: AFP.

“Si vemos que la curva sigue aumentando porque no hubo buena supervisión, tendríamos que volver a las restricciones. Pareciera que a mucha gente no le importa el asunto, van a fiestas con amigos, no se cuidan, no usan mascarilla y se contagian. Por lo general no son ellos los que enferman gravemente, sino que llevan la enfermedad a sus abuelitos, papás, hermanos mayores y estas personas son las que sí pierden la vida por el virus.

“En esto no es que la población es espectadora y nosotros (el Gobierno) protagonistas, si tomamos la actitud de que hay que esperar a ver qué dice el Gobierno para bajar los casos, estamos muy mal porque la responsabilidad es de todos. Esto es una emergencia mundial, no es solo aquí en Costa Rica, esto no es el Gobierno del terror, ni el ministro que mete miedo, lo que queremos es que se salve la gente, este es un mensaje de amor”, enfatizó el ministro.