Por: Eduardo Vega.  14 marzo

Esta semana se han incrementado los mensajes en redes sociales y también en aplicaciones como WhatsApp en los cuales algunos grupos de taxistas rojos motivan a que sus compañeros hagan el próximo 1° de abril, día en el que se realizará la segunda ronda electoral, una larga y fuerte cadena en contra de los piratas y los uberianos.

Lo preocupante es que los mensajes de los taxistas están rudos, ya que entre ellos se carbonean para tirarles imanes y balines a los parabrisas de los chuzos de los choferes que bretean con Uber y los piratas. Algunos son más rajados y están hablando de lichamientos y agresiones con bates de béisbol.

Algunos cabeza calientes que según los taxistas rojos se infiltran en sus grupos de WhatsApp, están llamando a la violencia el próximo primero de abril, sin embargo los rojos confirman que no habrá bronca alguna. Foto Alonso Tenorio.
Algunos cabeza calientes que según los taxistas rojos se infiltran en sus grupos de WhatsApp, están llamando a la violencia el próximo primero de abril, sin embargo los rojos confirman que no habrá bronca alguna. Foto Alonso Tenorio.

Debido a este ambiente tan tenso, La Teja contactó a Rubén Vargas, representante de la Unión de Taxistas Costarricenses, para confirmar si lo que está circulando en redes sociales es cierto y para entender cómo está el arroz con respecto a los piratas y los uberianos.

“Es cierto que entre algunos grupos de taxistas rojos están circulando ese tipo de mensajes amenazantes y que incitan a la violencia, pero no es de nuestra gente, ya que nuestros taxistas son gente de paz. Como sucede en casi todos los grupos que se forman en redes sociales, es imposible evitar a los infiltrados, porque eso es lo que tenemos, gente infiltrada que lo único que anda buscando es problemas.

“Le digo a la gran familia de taxistas rojos, a los oficiales, los que legalmente estamos trabajando en el país, que no caigan en la trampa de esos infiltrados que quieren pelea y guerra, pues aunque son muy pocos están haciendo mucha bulla”, afirmó don Rubén.

Lo que sí confirma Vargas es que dentro de pocos días los taxistas rojos harán una gran manifestación nacional, pero será antes del 1° de abril, ya que para ellos ese día es sagrado, por lo que no tendrán ningún tipo de movimiento.

“Estamos construyendo el documento que le entregaremos al ministro de Hacienda y al director de Tránsito, con el objetivo de que hagan valer la ley costarricense, porque lo único que falta es que se respete la Ley, con solo eso muchas cosas cambiarán. Iremos pacíficamente a entregar ese documento y nos manifestaremos, pero sin hacer problemas o presas”, afirmó el representante de la Unión de Taxistas Costarricenses.

Lo que sí confirman los taxistas rojos es que antes del primero de abril harán una gran manifestación por las calles del país. Foto Mayela López.
Lo que sí confirman los taxistas rojos es que antes del primero de abril harán una gran manifestación por las calles del país. Foto Mayela López.

Los uberianos no aguantarán nada

Dos líderes de la gente de Uber conversaron con La Teja y aseguraron que están muy bien informados sobre esas amenazas, por eso se están preparando muy bien por si algún taxista rojo quiere pasar de las palabras a los hechos.

“Ya ha pasado mucho tiempo desde que Uber está en el país y aquellos días donde nos atacaban en manada y nadie hacía nada, se acabaron. Los choferes de Uber estamos organizados y creo que ahora somos más. Si los taxistas rojos desean cumplir sus amenazas, quiero dejarles muy claro que estamos listos para responder”, nos aseguró uno de los líderes que vive en Tibás y que prefirió mantenerse en el anonimato.

Otro de los voceros de Uber, el cual maneja varios grupos en WhatsApp, nos dijo que los taxistas rojos siguen buscando pleito con ellos porque “son los últimos pataleos que están dando. Ellos saben que el próximo Gobierno, quede quien quede, va a acabar con el monopolio de los taxis rojos… por eso están dando patadas de muerto, la verdad hay que dejarlos porque dentro de poco las plataformas tecnológicas van a poder trabajar tranquilas en este país”, agregó la fuente que también decidió no identificarse.