Karen Fernández.19 noviembre, 2018

Las compras seducen a cualquiera y sobre todo en fechas como el Viernes Negro (este 23 de noviembre) donde las promos están a la orden del día y la gente hace hasta lo imposible quedarse con alguna.

Sin embargo, es mejor que respire hasta diez antes de salir soplado de la emoción en busca de hacer compras, porque muchas veces se compran cosas innecesarias o de poco uso, que después pueden afectar la economía del hogar.

Antes de irse de bruces a comprar un montón de cosas que no necesita o no puede costearse ahorita, mejor analice su compra. Foto José Cordero
Antes de irse de bruces a comprar un montón de cosas que no necesita o no puede costearse ahorita, mejor analice su compra. Foto José Cordero

El problema se puede poner más rudo cuando recurre al tarjetazo para hacer compras, porque después se tendrán problemas financieros para hacerle frente al pago de la tarjeta.

La fiebre por los precios de locura hace que la gente se ponga más ansiosa que el famoso personaje del Demonio de Tasmania, momento en el que hasta pueden comprometer la platica para comprar la comida o pagar los servicios básicos.

Para que no le pase eso, los expertos en finanzas recomiendan hacer una pausa antes de salir a compras y analizar cuáles son las verdaderas necesidades y si se cuenta con la platica necesaria para adquirir eso que se necesita.

“Como en toda actividad cuando uno desee gastar, tiene que ver primero si lo que va comprar lo necesita, y para ello el presupuesto es clave, si lo que desea no está dentro de sus necesidades, lo más probable es que se trate de una compra emocional”, explicó María Fernanda Torres, promotora social de Coopecaja.

Es fundamental investigar si existe realmente una oferta, porque hay personas que se van de una pensando que le sacarán el jugo a verdaderas gangas cuando en realidad se trata de un gancho comercial. Para verificar lo anterior, lo más recomendable es comparar el precio real con el rebajado para ver si realmente vale la pena la inversión o usted obtiene un beneficio”.

Consulte también sobre la garantía o la política de devoluciones, así como la calidad del producto que desea adquirir para que después no pase estresado.

Con las compras por Internet también se debe ser muy cauteloso, para esto es importante verificar que la página web cuenta con el certificado de seguridad (https:) y que se trate de una empresa reconocida y que goce de buenos comentarios por parte de los usuarios. Es recomendable utilizar en este tipo de compras una tarjeta de crédito y no de débito, ya que, ante un cobro equivocado, su dinero no quedará retenido hasta el reembolso.

Marvin Soto, profesor de Ciberseguridad de la Universidad Cenfotec, nos explica los cuidados que debe tener al realizar compras en línea.

Posted by La Teja on Tuesday, November 20, 2018

“La información de su tarjeta no debe solicitarse hasta el final de la compra. Desconfíe de ventanas emergentes que solicitan información de su tarjeta o de los correos que supuestamente vienen de la página de compras con vínculos a otros sitios en Internet”.

Fíjese en esto
  • Exija factura
  • Revise muy bien el producto para verificar que esté en perfectas condiciones
  • Evite comprar en negocios informales (chinamos o ventas ambulantes)

Fuente GS1