shirley.sandi@lateja.cr, Bryan Castillo.11 diciembre, 2018
Epsy Cambell anunció que deja el cargo de canciller de la República. Fotos: Mayela López
Epsy Cambell anunció que deja el cargo de canciller de la República. Fotos: Mayela López

La hija de la vicepresidenta Epsy Campbell, quien en la red social Twitter aparece solo como Tanisha, fue la que soltó la sopa con un tuit donde daba a entender que su mamá renunciaría a su cargo como canciller de la República.

“La decisión está tomada y nos da paz. La frente en alto y la capacidad de mirar a cualquiera a los ojos, intactas”, escribió la joven.

Seguido, Tanisha publicó otro tuit que levantó más polvorín.

“Yo estoy en Cali trabajando y ni puedo poner que tengo paz porque todo el mundo se vuelve loco. Harta me tienen. Mi Tw (su cuenta de Twitter) no es un canal de comunicación oficial para que lo estén monitoreando como tal. Qué ganas de quedarme en donde sea y no volver a la finca esa que llamamos país”, escribió.

Esto generó un sinfín de respuestas que la invitaban a no regresar a Costa Rica.

Pocas horas después, su mamá anunció la renuncia a su puesto en el Ministerio de Relaciones Exteriores después de ser cuestionada por varios nombramientos que realizó en ese ministerio de personas que no cumplían los requisitos.

El anuncio lo realizó esta tarde en el plenario de la Asamblea Legislativa ante 42 diputados.

"Esta mañana comuniqué mi decisión de renunciar al cargo de ministra de Relaciones Exteriores en el entendido que mi responsabilidad sobre este país trasciende el estar al frente de un ministerio. Agradezco la confianza y las reiteradas muestras de apoyo del presidente”, indicó.

Sobre los cuestionamientos aseguró: “Siempre he actuado de buena fe y con respeto irrestricto a los criterios jurídicos imperantes”.

Los nombramientos hechos por Campbell fueron señalados por un criterio de la Procuraduría General de la República (PGR), y según publicó La Nación, dos de las designaciones llevaron la firma del presidente de la República, Carlos Alvarado.

El mandatario aprobó documentos en los que se argumenta que las direcciones de la Cancillería son puestos de confianza.

Ese es, precisamente, el alegato al que se opuso la Procuraduría General, la cual concluyó que estas designaciones deben ajustarse a los requisitos que establece el Estatuto de Servicio Exterior.

Ante el criterio de acatamiento obligatorio de la PGR, Campbell confirmó la separación de las funcionarias la semana pasada. Se trata de los nombramientos de Adriana Murillo Ruin y Carolina Fernández Álvarez como directora y directora alterna de Política Exterior de la Cancillería, ambos del 9 de julio de este año.

Campbell sostuvo que creía que todo estaba a derecho y que nunca metió mano a la hora de elegir a alguna de las personas cuestionadas, ya que “siempre se basó en criterios técnicos y jurídicos” del departamento de Recursos Humanos de la Cancillería y de asesoría legal de Casa Presidencial.

Momento en que Epsy Campbell da explicaciones de su decisión a la prensa. Fotografías: Graciela Solis
Momento en que Epsy Campbell da explicaciones de su decisión a la prensa. Fotografías: Graciela Solis
No quiso aceptar errores

La diputada del Partido Liberación Nacional Ana Karine Niño, fue quien denunció en agosto ante la Procuraduría General de la República los nombramientos irregulares que hizo la canciller Campbell.

Niño dijo sentirse satisfecha con la renuncia, aunque hubo algo que no le gustó.

"En lo que estoy totalmente en contra es en no aceptar los errores. Ella sumó muchas faltas durante su gestión, pero no las aceptó. Tampoco se vale victimizarse”, comentó la legisladora.

La congresista afirmó que errores como los de Campbell no deben mezclarse con el color de piel o por el hecho de ser hombre o mujer.

“Nada de eso cuenta, lo que se valora es la forma en la que se hace el trabajo, en política las cosas se deben hacer bien”, agregó.

Por su parte, para la también liberacionista Yorleny León, la salida de Campbell fue tardía.

“La renuncia de la señora, ahora excanciller, era inminente, luego de una serie de señalamientos que comenzaron desde el inicio de su gestión y cuyo resultado fue contundente en torno a la ilegalidad de los nombramientos señalada por la Procuraduría”, añadió.

El 30 de octubre anterior, la hasta hoy canciller afirmó por medio de un comunicado que todas las críticas por nombrar a estas personas se dio solamente por ser mujer y negra, algo que varios legisladores como Otto Vargas del Republicano y María Inés Solís de la Unidad Social Cristiana desmintieron.

Incluso, como parte de su discurso de renuncia, Campbell volvió a mencionar estos aspectos.

“Ser la primera mujer afrodescendiente que ocupa el puesto de vicepresidenta en todo el continente americano y la primera mujer canciller en Costa Rica no es tarea sencilla”, aseguró.

Tomado de Twitter
Tomado de Twitter
Sigue como vicepresidenta

Campbell ocupaba el doble nombramiento de canciller y vicepresidenta de la República.

La funcionaria deja su cargo en el ministerio de Relaciones Exteriores, pero no el de vicepresidenta, ya que se trata de un puesto de elección popular.

"Los vicepresidentes al ser electos directamente por el sufragio universal no pueden ser reemplazados o sustituidos a partir de la voluntad exclusiva del presidente ni de ninguna otra persona, solo por una falta grave contemplada en el marco constitucional, como haber cometido un delito grave o sufrir incompetencia mental por motivos de salud”, explicó el politólogo Rotsay Rosales

Rosales agregó que un vicepresidente solo tiene una función constitucional, la de suplir al presidente en su ausencia.

Si realiza otras funciones o recargos serían producto de una designación directa por parte del mandatario Alvarado.

Se le consultó a Campbell cuáles funciones realizará ahora como vicepresidenta. Un poco alterada indicó eso se anunciará oportunamente.

Tomado de Twitter
Tomado de Twitter