Franklin Arroyo.7 mayo

Los nueve costarricenses que trabajan actualmente en la NASA son una inspiración para que los indígenas nakoda más jóvenes sueñen con alcanzar las estrellas.

Los nakoda pertenecen a la Gran Nación Siux y viven en el oeste de Canadá (Calgary) aunque originalmente estaban también en Estados Unidos.

Son descendientes de los grupos que habitaban las enormes llanuras, cazando bisontes. Se les conocía por ser grandes guerreros.

Ahora son gente de paz.

Alfredo Valverde despertó el interés de los pequeños canadienses en su clase virtual. Foto: Doug Callow.
Alfredo Valverde despertó el interés de los pequeños canadienses en su clase virtual. Foto: Doug Callow.

Entre los temas que aprendieron los niños están a qué se dedica la NASA, a no darse por vencidos por más obstáculos que haya en el camino –incluida la pobreza– y oyeron hablar de un país pequeño entre dos mares que lleva por nombre Costa Rica.

Un canadiense (que reside en Costa Rica) llamado Bruce James Callow, originario de Calgary, se encargó de organizar actividades para los niños de la Nakoda Elementary School, para clubes de ciencias de esa ciudad y para jóvenes que van a iglesias.

Fue a los niños de la población indígena a quienes el tema enganchó y quisieron aprender más.

El primero que les habló fue Bruce, autor del libro “A las estrellas: Costa Rica en la NASA”. Los chiquitos indígenas estaban muy entusiasmados.

Luego, mediante la maravillosa Internet, a los chiquitos les habló el ingeniero tico Andrés Mora, quien los dejó como locos.

Al ver el pegue de las charlas y el entusiasmo con el que recibieron a los participantes, Bruce les presentó entonces al analista de guía y control del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA Alfredo Valverde, otro compatriota nuestro.

Alfredo les habló de cómo había llegado él a la NASA y de su trabajo. Los motivó a ir siempre hacia adelante.

El medio CBC (Radio y Televisión Nacional Canadiense) hizo un reportaje sobre lo que está ocurriendo en Calgary.

Trabajo durísimo

Los escolares nakoda oyeron en los talleres sobre los doce ticos que han debido pulsearla y trabajar muy duro para llegar a la NASA (tres están retirados), o para “alcanzar las estrellas”, como también llaman a tan linda experiencia en la agencia espacial.

“La presentación es para describir cómo las personas en este libro (los ticos) superaron la pobreza realmente grave mientras crecían”, dijo Bruce.

“Pero, a pesar de todo eso, lograron llegar a donde están”.

“Son muy jóvenes en este momento, pero creo que dentro de unos años tendrán algo qué recordar. Nos gustaría ver más oportunidades para los pueblos indígenas en el espacio y en la ciencia”, añadió.

“El mensaje es un sentimiento de esfuerzo, que no importa de dónde vengas, no importa cuál sea tu origen, puedes trabajar por él”, Alfredo Valverde, analista de guía y control del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA.

Alfredo Valverde quedó sorprendido por el entusiasmo que vio en los escolares.

“Definitivamente si tienes metas interesantes hay métodos o maneras de llegar allí. Ese es el tipo de mensaje que me gusta difundir”.

Ahora, los talleres pueden ser difundidos en otros estados de Canadá, adonde ya invitaron a Bruce para que cuente cómo se llega alto.

En Costa Rica es factible que la clase sea en vivo, como lo ha hecho Jeannette Benavides. Foto: Bruce James Callow
En Costa Rica es factible que la clase sea en vivo, como lo ha hecho Jeannette Benavides. Foto: Bruce James Callow

Sandra Cauffmann, directora de la División de Ciencias Terrestres de la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio NASA, cuya historia de superación es de las más fuertes, dijo en noviembre del 2018 a La Teja que los jóvenes deben estar enfocados desde niños en lo que quieren. Así como le pasó a ella.

Jeannette Benavides, otra tica ya retirada, ha dado charlas en escuelas de Heredia y se siente muy complacida de transmitir su conocimiento.

La primaria de Nakoda quedó como loca con el taller dado por ticos de la NASA. Foto: Doug Callow.
La primaria de Nakoda quedó como loca con el taller dado por ticos de la NASA. Foto: Doug Callow.
Por Face

Si usted como director de escuela o maestro está interesado en los talleres con la gente de la NASA escriba al perfil de Facebook “To the Stars: Costa Rica in NASA” para que Bruce James - Callow responda o, bien, la coatuora del libro Ana Luisa Monge Naranjo.